Renault SA
British Touring Car Championship

Renault estaba dispuesto a gastar lo que fuera necesario para ganar el campeonato BTCC, y eso es exactamente lo que hizo. En 1993, con los pilotos Alain Menú y Tim Harvey, debutaron en Silverstone, probando suerte con un Renault 19 en un año que resultaría desastroso en términos generales, pero la superioridad de los neumáticos Michelin en agua les proporcionaría una victoria a cada uno en Donington. Hasta entonces, solamente un puñado de Renault 5 GT Turbo de equipos privados serían la única representación del fabricante francés en el campeonato pero a partir de 1994, Renault introduciría el nuevo modelo Laguna como aspirante al título beneficiándose de la ingeniería del fabricante de monoplazas Williams a quien Renault suministraba los motores de Fórmula 1.

De esta asociación, llegaría en 1995 el primer título como fabricante, hazaña que repetiría en 1997, año en el que Alain Menu lograría con el Renault Laguna su primer título en el campeonato. Después de abandonar la serie británica como equipo oficial en 1999 tras 38 victorias y 103 podios, los coches fabricados por Renault seguirían apareciendo en el campeonato, particularmente entre un puñado de equipos privados con resultados apenas destacables a excepción de la victoria lograda por Rob Collard en 2002 durante la segunda manga de la primera cita del año con un Renault Sport Clio 172.

Más miniaturas e información de Renault en las siguientes secciones


Renault Laguna

El vehículo
El Laguna vendría a sustituir al Renault 21 en 1994 como representante de las berlinas familiares en la gama de coches del fabricante francés. Inicialmente ofrecido con motores gasolina V6 de 1.8, 2.0 y 3.0 litros al que se uniría en 1995 una versión diésel de 2.2 litros con varios niveles de acabado, todos los modelos tendrían como equipación de serie dirección asistida, ventanas delanteras eléctricas y cierre centralizado remoto con los airbags de conductor y pasajero, el sistema ABS, el aire acondicionado y el reproductor de discos compactos solamente disponibles en los acabados más costosos. La primera versión del modelo acapararía diversas criticas de la prensa especializada, sobre todo debido a los problemas con los cojinetes de las ruedas traseras y la tardía respuesta de los frenos al pisar el pedal de los mismos.

Estos problemas se resolverían en la segunda fase del modelo que llegaría a los concesionarios de la marca en 1998 y que incluiría nuevas motorizaciones tanto en gasolina como en diésel. Con versiones de carrocería tipo sedán y ranchera, similar al Renault 21 Nevada, y llamada Grandtour, el modelo también se fabricaría en una versión más extrema siguiendo la tendencia creada por el Renault Safrane Biturbo presentado en 1992 utilizando como base el Renault 25.

Para aumentar su presencia en el mercado anglosajón e impulsar las ventas del nuevo modelo, Renault participaría en el competitivo BTCC con el apoyo de la Red de Concesionarios del fabricante francés en el Reino Unido. En su su estreno, Alain Menu lograría el subcampeonato y Renault quedaría también segunda en la tabla de constructores. En 1995, y con la ayuda del equipo Williams de Fórmula 1 al que suministraba motores, el Laguna se convertiría en una auténtica máquina de carreras hasta que fuera retirado de la competición al término de la temporada de 1999, ganando 33 carreras sobre 127 disputadas con su motor de cuatro cilindros de 2.0 litros capaz de entregar una potencia de 310CV que llevarían a Alain Menu y a Renault a ser campeones de la serie en 1997 y subcampeones en 1995 y 1996.

1995
Renault Laguna #2
Williams Renault Dealer Racing
Alain Menu
British Touring Car Championship
/305 Puntos
Vitesse
Referencia: L136A

La miniatura
La compañía portuguesa Vitesse fue uno de los fabricantes mejor valorados por los coleccionistas antes de entrar en bancarrota en el año 2001. Produciendo una amplia gama de modelos a escala 1/43 desde 1980, las miniaturas de Vitesse son fieles reproducciones de los modelos que representan con un buen número de detalles y un excelente acabado, especialmente tras el traslado de su producción a China a comienzos de la década de 1990, lo que a la vez redundó en unos precios más contenidos para el coleccionista medio. Tras su desaparición, muchos de sus moldes fueron utilizados por otros fabricantes de miniaturas como IXO Models y Sun Star, esta última revivió la marca unos años después realizando una serie de modelos de rally y miniaturas para la venta en concesionarios, especialmente del fabricante japonés Mitsubishi.

1998
Renault Laguna #1
Blend 37 Williams Renault
Alain Menu
British Touring Car Championship
/187 Puntos
Onyx
Referencia: XT087

La miniatura
Onyx fue la marca utilizada por el grupo portugués Vitesse para sus modelos diecast de coches de carreras contemporáneos. Los primeros modelos de Onyx aparecieron a finales de la década de 1980 y en los años siguientes diversificó su gama a escala 1/43 con vehículos de Le Mans y de la serie IndyCar. Todos los modelos estaban auténticamente decorados, esto incluye aquellos que estaban patrocinados por marcas tabaqueras y bebidas alcohólicas.

Si bien los primeros modelos de Onyx no destacan por su calidad y parecen más un juguete que una miniatura de colección, al ser los únicos que reproducían fielmente las decoraciones de los coches hacía, y sigue haciendo, que sean modelos muy buscados por los coleccionistas de todo el mundo. A mediados de los años 90, una vez que la fabricación se trasladó a China, la calidad mejoró progresivamente hasta que la producción cesó cuando Vitesse quebró en 2001.

1998
Renault Laguna #3
Blend 37 Williams Renault
Jason Plato
British Touring Car Championship
/163 Puntos
Onyx
Referencia: XT088

La miniatura
Onyx fue la marca utilizada por el grupo portugués Vitesse para sus modelos diecast de coches de carreras contemporáneos. Los primeros modelos de Onyx aparecieron a finales de la década de 1980 y en los años siguientes diversificó su gama a escala 1/43 con vehículos de Le Mans y de la serie IndyCar. Todos los modelos estaban auténticamente decorados, esto incluye aquellos que estaban patrocinados por marcas tabaqueras y bebidas alcohólicas.

Si bien los primeros modelos de Onyx no destacan por su calidad y parecen más un juguete que una miniatura de colección, al ser los únicos que reproducían fielmente las decoraciones de los coches hacía, y sigue haciendo, que sean modelos muy buscados por los coleccionistas de todo el mundo. A mediados de los años 90, una vez que la fabricación se trasladó a China, la calidad mejoró progresivamente hasta que la producción cesó cuando Vitesse quebró en 2001.