Sunbeam Motor Car Company Limited
British Touring Car Championship

Los primeros Sunbeam en competir en el Campeonato Británico de Turismos serían los Rapier, en particular el oficial presentado por Sunbeam Talbot Ltd, que ya en 1962 y pilotado por Peter Harper ganaría cuatro carreras dentro de la Clase B, terminando como campeón de su categoría y segundo en el campeonato y con el privado de Peter Jopp añadiendo una más al palmarés del coche. Tras lograr Harper en 1963 una única victoria en su clase, los Sunbeam desparecerían del campeonato para regresar con el pequeño Hillman Imp al que Ray Calcutt llevaría hasta el subcampeonato de su clase en 1967 con el equipo de Alan Fraser, que a su vez participaría en varias carreras en los años anteriores con el Rapier sin mucho éxito. De nuevo en 1968, el Hillman Imp sería segundo en la clasificación de la Clase A, esta vez con Bernard Unett corriendo para el equipo de Fraser. Ya en la década de 1970, el Sunbeam Hillman Imp viviría sus momentos de mayor gloria en las manos de Bill McGovern que llevaría el coche hasta la victoria final en el campeonato en 1970, 1971 y 1972 pilotando para el equipo George Bevan Racing y sumando en esos tres años 28 victorias. Tras estos impresionantes resultados, Les Nash ganaría la clasificación en la Clase A de 1973 con tres victorias, una menos de las que lograría McGovern a la que habría que añadir la lograda por Melvyn Adams en Thruxton en el mismo año, siendo el modelo sustituido por el Hillman Avenger 1500 GT en 1974 que estaría fabricado por Chrysler Europe, grupo al que también pertenecía Sunbeam desde la adquisición del Grupo Rootes por el gigante americano en 1973.


1972
Sunbeam Imp Sport Mk III #1
George Bevan Imp
Bill McGovern
British Saloon Car Championship
/63 Puntos
PCT Collectibles/Atlas
Colección: British Touring Car Champions Nº 7/

El vehículo
El Sunbeam Imp, también conocido como Hillman Imp, sería la respuesta de la marca perteneciente al Grupo Rootes, dueña también de Talbot y Singer entre otras y que en 1973 sería adquirida por la Chrysler Corporation junto a la francesa SIMCA y la española Barreiros dando lugar a Chrysler Europe, a la creciente popularidad del BMC Mini y también a consecuencia de la Guerra del Sinaí entre Egipto e Israel cuyas consecuencias para la industria automovilística europea serían devastadoras con el cierre del Canal de Suez que obligaría racionar el combustible y una alarmante bajada de las ventas de coches. Presentado en 1963, a diferencia del Mini, el Imp contaría con motor y tracción trasera. La unidad de potencia, diseñada por Coventry Climax, sería un bloque de aleación de cuatro cilindros en línea de 875cc estaría presente en las dos versiones del coche, básica y lujosa entregando una potencia de 39 y 42CV respectivamente. La configuración de la carrocería sería la de tres volúmenes con dos puertas que contaría con una caja de cambios manual de cuatro velocidades, suspensión independiente y frenos de tambor en las cuatro ruedas por muelles y barra. El Imp, no sería construido en la planta de Sunbeam en Ryton, sino que un decreto del Gobierno Británico para favorecer regiones más deprimidas económicamente obligaría al constructor a abrir una nueva planta en Linwood, Escocia. A pesar de ser un relativo éxito de ventas en sus tres primeros años, el traslado de la producción sería determinante en la vida y popularidad del modelo poco tiempo después, ya que debido a la inexperiencia de los operarios de la fábrica, el Imp pronto adolecería de fallos de fiabilidad, principalmente debido a un mal enfriamiento del motor trasero, y calidad y ensamblaje de los materiales de construcción. A pesar de ello, el Imp se mantendría en producción hasta 1976, siendo mejorado a lo largo de esos años en distintas versiones, como esta que sería la tercera generación del coche que heredaría, además del motor original, la versión de 998cc presentada con la segunda variante del modelo. A lo largo de sus años en producción, el Imp sería un destacado participante en el mundo de la competición automovilística donde competiría en varias pruebas de rally y, sobre todo, en pruebas de turismos como el BSCC donde Bill McGovern sumaría tres campeonatos consecutivos entre 1970 y 1972.

El piloto
Bill McGovern comenzaría su andadura deportiva en las carreras de club organizadas por el BRSCC (British Racing & Sports Car Club) a mediados de la década de 1960, debutando en el campeonato que mayor gloria le depararía, el Campeonato Británico de Turismos, en 1966 con el coche que también le daría sus mayores éxitos, un Sunbeam Imp. Con este coche preparado por George Bevan, ganaría la clasificación general del campeonato en 1970, 1971 y 1972, convirtiéndose en el primer piloto en ganar la serie de manera consecutiva en tres ocasiones, hazaña que después solamente repetirían Win Percy entre 1980 y 1982 y Andy Rouse entre 1983 y 1985, sumando en su periodo en el BSCC más de treinta victorias dentro de su categoría, abandonando el campeonato poco tiempo después para dedicarse a su negocio de restauración y venta de muebles clásicos, aunque no dejaría de lado la competición y seguiría participando en contados eventos organizados por el BRSCC hasta finales de los años 80.

Resultados
En 1970, Bill McGovern ganaría su primer campeonato en el BSCC de manera autoritaria ganando todas las carreras de su clase pilotando el Sunbeam Imp preparado por George Bevan. A la edición de 1971, llegaría con el mismo modelo, la versión Sport de la tercera generación del Imp con el que de nuevo barrería a la competencia de la Clase A volviendo a vencer en las diez carreras que compondrían el campeonato. La disputa por el primer puesto de cada carrera sería una cerrada pelea entre el Chevrolet Camaro Z/28 pilotado por Frank Gardner y el Ford Capri RS 2600 de Brian Muir que se repartirían nueve de las diez victorias, Jochen Mass ganaría la de Silverstone coincidente con la prueba del Campeonato Europeo de Turismos con otro Ford Capri RS 2600, acabando Gardner con los triunfos de Brands Hatch, Thruxton, Silverstone, la segunda cita de Brands Hatch y Oulton Park, Mallory Park y la última prueba del calendario, de nuevo en el circuito de Brands Hatch, mientras que para Muir serían la primera carrera sobre Oulton Park y Crystal Palace, terminando McGovern en esas pruebas de manera respectiva como 7º, 12º, 9º, 16º, 5º en Crystal Palace, prueba en la que las Clase A y B competirían de forma separada de la C y D, 12º y 8º en la segunda carrera de Brands Hatch y Oulton Park, 14º en la prueba puntuable para el ETCC en Silverstone, 6º en Mallory Park que al igual que en Crystal Palace vería a las cuatro clases separadas y acabaría el año con un 13º en el circuito del condado de Kent.

R1 R1 R1 R1 R1 R2 R1 R1 R1 R1 R2 R1
1 1 1 1 - 1 1 1 1 1 - 1

La miniatura
La miniatura pertenece a la colección que la editorial Atlas Editions, hoy desaparecida tras su compra por el grupo De Agostini, pondría a la venta en 2016 con una selección de los coches ganadores del Campeonato Británico de Turismos (BTCC) y que se vendría únicamente mediante suscripción en la que llegaría un modelo al mes. El orden de la colección variaría de acuerdo a la fecha de suscripción, en lugar de seguir una numeración lógica, y esto haría que distintos suscriptores recibieran números diferentes en el mismo mes hasta que la colección fuera cancelada tras el cese de las actividades de la compañía, siendo el número total de miniaturas puestas a la venta de 20 diferentes. Los modelos, fabricados por PCT Collectibles en su mayor parte utilizando moldes de Oxford y Vanguards, son fieles representaciones de los vehículos en los que se basan y, habida cuenta su precio, tienen unos acabados más que notables en comparación con otros modelos destinados a collecionables.