S.C. ARO S.A.
(Auto România)
Fabricantes de Europa

Los orígenes de ARO (acrónimo de Auto România) se remontan al periodo posterior a la Segunda Guerra Mundial, cuando el Gobierno de Rumanía utilizaría una vieja fabrica de pulpa y papel, usada durante el conflicto armado como almacén de materiales para el ejército, para la producción de bombas de riego para la agricultura. Ya en 1953, se comenzaría la fabricación de motocicletas con el modelo IMS 53 a la que posteriormente seguiría el inicio de la producción de repuestos de automóviles, especialmente para cajas de cambios y motores, de la que se pasaría en 1957 a diseñar y fabricar los primeros automóviles con el nombre de ARO, los IMS 57, M59 y M461.

Para dar cabida a una mayor producción, las instalaciones serían ampliadas y divididas en cuatro secciones: la planta de mecanizado para la forja de los chasis, motores, cajas de cambios, ejes y componentes de la dirección, la de piezas y subconjuntos en la que se fabricarían los asientos y otros elementos de la mecánica del coche, la planta de ensamblaje donde se montaría y pintaría la carrocería además de supervisar el acabado general de los automóviles antes de su puesta a la venta y la auxiliar de herramientas y moldes encargada de la fabricación de los utensilios necesarios para la construcción de todas las piezas.

Dos serían los modelos más populares de ARO y en la que se basaría prácticamente toda su fabricación: la Gama 24, presentada en 1972 y realizada en diferentes configuraciones, y la Gama 10, introducida en 1986 como una versión más pequeña de la 24 y que, al igual que esta, sería vendida con distintos tipos de carrocería, manteniéndose ambas en producción hasta el cierre de la fábrica con la característica común de ser todos vehículos de tracción integral. Hasta 1981, los ARO solo podían ser comprados en Rumanía por unos pocos particulares, la mayoría de ellos serían adquiridos por el ejército rumano y la policía del régimen, estando únicamente disponibles a casi tres veces el precio normal de venta mediante un permiso especial otorgado por el Ministerio de Economía.

Hasta el desmantelamiento de la compañía en 2006 para ser vendida a otras compañías, más de 380.000 vehículos saldrían de la planta de montaje, más de dos tercios de ellos destinados al mercado de los países del Bloque del Este, con una capacidad de producción de casi 21.000 unidades por año trabajando en tres turnos a lo largo de las 24 horas del día hasta 1994, año en el que tras el final de la Dictadura de Nicolae Ceaușescu y la posterior llegada de la democracia al país, la producción se reduciría a 14.000 coches por año y dos turnos por día, llegándose a fabricar varios modelos bajo licencia en distintos países como Brasil, Italia, Portugal (con el nombre de Portaro) y España con el nombre de Hisparo, empresa gestionada ENASA, que lo fabricaría en sus instalaciones de La Sagrera en Barcelona.


ARO Gama 24

El vehículo
La Gama 24 fabricada por ARO en Rumanía haría referencia a un tipo de vehículos todoterreno inspirados en el FIAT Campagnola a su vez de diseño y aptitudes similares al Jeep de Willys–Overland Motors que con este modelo crearía el estándar para los todoterreno de uso diario hoy conocidos como SUV. Tras seis años de pruebas, el primer ARO 240 sería presentado en 1969 en una feria organizada por el Gobierno de Rumanía para mostrar los logros de la industria nacional y se pondría a la venta en 1972 y estaría en producción hasta el cese de operaciones dela fábrica en 2006.

Este primer modelo sería un todoterreno descapotable de dos puertas con techo de lona abatible, suspensión independiente en la parte delantera, caja de cambios manual de cuatro velocidades y caja de transferencia para la tracción a las cuatro ruedas. El primer modelo de la serie fue el ARO 240, un modelo convertible con dos puertas, techo de lona, suspensión independiente en la parte delantera, caja de cambios de cuatro velocidades y caja de transferencia para la tracción total. Esta configuración mecánica estaría presente en los demás modelos de la serie que irían apareciendo con el tiempo con distintas configuraciones de carrocería, en las que la única diferencia, además de la obvia externa, serían los motores utilizados para ellos.

Estos estarían provistos por diferentes fabricantes que construían sus coches en el mercado rumano bajo licencia de las principales compañías automovilísticas mundiales y en especial europeas. Del original fabricado por ARO, el IMS461 de gasolina de 2.5 litros y 75CV, las distintas encarnaciones de la Gama 24 montarían motores Toyota gasolina y diésel de 2.4 litros con 120 y 86CV respectivamente, de origen Chrysler de gasolina de 2.5 litros de capacidad y 120CV, motores Ford de 2.9 y 4.0 litros, este último preparado por Cosworth, de 145 y 207CV de manera respectiva y motores diésel de Peugeot de 75CV y 2.5 litros de desplazamiento que en su versión turbo generaba 95 caballos y también de la empresa polaca Andoria con 2.4 litros y potencias entre 69 y 101CV según versiones, así como otra unidad creada por la italiana VM Motori de 101CV y 2.5 litros. A tosas estas motorizaciones,también se sumarían las propias de ARO tanto en gasolina como diésel.

En cuanto a los modelos, la lista de coches creados dentro la serie 24 incluirían el ARO 241, lanzado en 1975 con cuatro puertas, el 242 que sería una camioneta biplaza al estilo de los Pick-Up estadounidenses, el ARO 243 de tres puertas con capacidad para ocho pasajeros y techo rígido, el 244 que sería una versión del 242 de cuatro puertas, el ARO 246 de cinco puertas y ocho plazas, el ARO 263 basado en la versión 243 con mayor distancia entre ejes, el 264 creado sobre la base del 244 con la misma distancia de ejes del 263 y el ARO 266 que con la misma batalla que los anteriores estaría fabricado sobre el diseño del 246. En sus últimos años de producción, la Gama 24 iría desaparecinedo paulatinamente del mercado para dar lugar a una serie de vehículos especiales, en su mayoría orientados al ejército, que se denominarían ARO Dragon.

Durante su largo periodo de fabricación, la serie 24 iría cambiando diferentes partes para adaptarla a los nuevos tiempos. Como parte de esos cambios, se añadirían nuevas parrillas de plástico que incluirían dos faros redondos, como en el modelo 243 o cuatro en el 244, y dos faros rectangulares heredados del Dacia 1300, coche del que también se utilizaría el tablero de instrumentos. A partir de 1985, llegarían las cajas de cambios de cinco velocidades y frenos de disco opcionales en el eje delantero. Asimismo y dado que la mayor parte de la producción de ARO estaba destinada al mercado internacional y restringida para lo compradores nacionales, la Gama 24 se fabricaría bajo licencia en otros países, así por ejemplo, en Portugal sería fabricado como Portaro 4x4 fabricados por FMAT (Fabrica de Máquinas Agrícolas do Tramagal), en España como Hisparo 4x4 construido por ENASA y que montaría motores diésel de origen Perkins, Pegaso y Ebro en la mayoría de las diez versiones comercializadas y en Brasil como Cross Lander 244X ensamblados por la empresa Cross Lander Industria e Comercio, además de ser montado en Polonia con motores Andoria por Damis y en Checoeslovaquia por AutoMaxCzech donde conservaría las denominaciones originales del modelo.

1972
ARO 241
PCT Collectibles/DeAgostini
Colección: Mașini de Legendă - Nº 46/84

La miniatura
Esta miniatura, puesta a la venta el 19 de junio de 2013 como parte de la colección que desde septiembre de 2011 la editorial DeAgostini publicaría en Rumanía con el nombre de Mașini de Legendă (Coches de Leyenda en español) y que estaría a la venta hasta enero de 2015 con un número total de 84 miniaturas. La obra editorial repasaría en su colección los modelos más emblemáticos fabricados en este país, tanto por compañías propias como los construidos bajo licencia de otros fabricantes europeos. Las miniaturas estarían fabricadas por PCT Collectibles, en algunos casos utilizando moldes propios de origen IST Models e IXO Moldes ya utilizados en otros coleccionables, y en unos pocos casos con réplicas completamente inéditas. A pesar de contar con el sello de calidad del grupo, los modelos en muchos casos tendrían un nivel muy bajo de calidad en comparación a productos similares vendidos en otros países, pero como contrapartida pondría al alcance del coleccionista modelos únicamente conocidos en los países del Bloque del Este.


ARO Gama 10

El vehículo
La Gama 10 producida por ARO entraría en producción a finales de la década de 1970 de menor tamaño que la Gama 24. Al igual que esta, la Gama 10 tendría varios modelos de carrocería e incluso dos versiones especiales llamadas ARO 10 Spartana producida desde 1997 y similar en concepción al Citroën Méhari, y el ARO Super, construido utilizando el chasis y mecánica de la Gama 24. La mayoría de los coches fabricados en esta serie utilizarían en su mayor parte motores y algunos componentes mecánicos de los Dacia 1300 y 1410, producidos bajo licencia de Renault en Rumanía. Además de estos elementos comunes entre los ARO 10, montarían asimismo la suspensión delantera independiente de la Gama 24 y durante varios años también en el eje trasero antes de ser reemplazada por una de eje rígido con muelles y amortiguadores telescópicos. De la misma manera, los pequeños todoterreno llevarían tracción a las cuatro ruedas con la opción de desengranar el diferencial trasero, aunque por ejemplo en el Spartana se ofrecería únicamente tracción trasera como opción.

El primer modelo de la serie, el ARO 10.0 sería un biplaza con techo de lona desmontable sobre el compartimento de carga al que seguiría el 10.1, modelo similar pero con la parte trasera ocupada por un banco con capacidad para tres pasajeros al que seguiría el ARO 10.2 que combinaría el espacio de carga del 10.0 con las cinco plazas del 10.1. Las variantes 10.3 y 10.4, se distinguirían de las anteriores por llevar techo rígido y estarían basadas en el 10.0 en el primer caso y en el 10.2 en el segundo. La Gama 10, también contaría con vehículos de batalla más larga como el 10.6, 10.7, 10.8 y 10.9 que serían esencialmente camionetas de dos puertas al estilo americano con distintas capacidades de carga y pasajeros además del techo de lona a excepción de la versión 10.7 que sería completamente abierta en la parte trasera. De estas variantes, también habría dos versiones con cuatro puertas: la 11.4 y la 11.9 que serían los vehículos de mayor tamaño de la Gama 10.

Como motorización, los ARO 10 montarían motores de gasolina principalmente de Renault ya probados en los Dacia con cilindradas desde 1.3 litros y 54CV hasta los 1.6 de 72 caballos y más adelante también estaría disponible un motor Daewoo de 102CV de 1.6 litros de desplazamiento. En cuanto a los motores diésel, los ARO 10 llevarían únicamente unidades de 1.9 litros, dos de Renault con 64 y 92CV de potencia y otro de origen Hyundai con 68 caballos. El ARO 10 Spartana montaría también un motor Renault de 1.2 litros de gasolina con 40CV, además de las demás versiones de 1.4 (46CV) y 1.6 de los ARO 10 incluyendo el motor Daewoo de gasolina, así como los dos motores diésel de Renault.

Al igual que la Gama 24, los ARO 10 estarían en producción hasta 2006 y serían exportados a varios países donde se venderían como Dacia Duster y Dacia 10 o como Enduro x4 fabricado por la compañía italiana ACM que originalmente sería un importador de ARO en Italia y cuya versión montaría un motor Volkswagen diésel turboalimentada de 1.6 litros de 53CV más tarde sustituido por una versión de la misma cilindrada impulsado por gasolina de 75 caballos de potencia.

1984
ARO 10.4
PCT Collectibles/DeAgostini
Colección: Mașini de Legendă - Nº 20/84

La miniatura
Esta miniatura, puesta a la venta el 13 de junio de 2012 como parte de la colección que desde septiembre de 2011 la editorial DeAgostini publicaría en Rumanía con el nombre de Mașini de Legendă (Coches de Leyenda en español) y que estaría a la venta hasta enero de 2015 con un número total de 84 miniaturas. La obra editorial repasaría en su colección los modelos más emblemáticos fabricados en este país, tanto por compañías propias como los construidos bajo licencia de otros fabricantes europeos. Las miniaturas estarían fabricadas por PCT Collectibles, en algunos casos utilizando moldes propios de origen IST Models e IXO Moldes ya utilizados en otros coleccionables, y en unos pocos casos con réplicas completamente inéditas. A pesar de contar con el sello de calidad del grupo, los modelos en muchos casos tendrían un nivel muy bajo de calidad en comparación a productos similares vendidos en otros países, pero como contrapartida pondría al alcance del coleccionista modelos únicamente conocidos en los países del Bloque del Este.

1997
ARO 10 Spartana
PCT Collectibles/DeAgostini
Colección: Mașini de Legendă - Nº 59/84

La miniatura
Esta miniatura, puesta a la venta el 18 de septimebre de 2013 como parte de la colección que desde septiembre de 2011 la editorial DeAgostini publicaría en Rumanía con el nombre de Mașini de Legendă (Coches de Leyenda en español) y que estaría a la venta hasta enero de 2015 con un número total de 84 miniaturas. La obra editorial repasaría en su colección los modelos más emblemáticos fabricados en este país, tanto por compañías propias como los construidos bajo licencia de otros fabricantes europeos. Las miniaturas estarían fabricadas por PCT Collectibles, en algunos casos utilizando moldes propios de origen IST Models e IXO Moldes ya utilizados en otros coleccionables, y en unos pocos casos con réplicas completamente inéditas. A pesar de contar con el sello de calidad del grupo, los modelos en muchos casos tendrían un nivel muy bajo de calidad en comparación a productos similares vendidos en otros países, pero como contrapartida pondría al alcance del coleccionista modelos únicamente conocidos en los países del Bloque del Este.