Land Rover
Fabricantes de Europa

Land Rover es un nombre por excelencia que se asocia universalmente con el vehículo de tracción a las cuatro ruedas. El primer Land Rover surgiría en 1948 como un modelo más dentro de la gama de Rover y sería una idea original de ls hermanos Spencer y Maurice Wilks, que trabajaban precisamente para la compañía automovilística británica. Crearían un concepto de vehículo que combinaba la simplicidad de un utilitario con la robustez y sobriedad de una herramienta de trabajo basándose en los Jeep que el ejército americano utilizaría durante la Segunda Guerra Mundial y el vehículo tendría un éxito instantáneo.

En la década de 1960, habría una demanda significativa de vehículos con tracción a las cuatro ruedas y la gama Land Rover se encontraría en primera línea de este nuevo y emergente mercado. Los ingenieros de Rover diseñarían entonces un vehículo que combinaría el confort y el comportamiento en carretera de un coche familiar y la capacidad todoterreno del Land Rover y el resultado sería el Range Rover.

La evolución de los Land Rover y Range Rover continuaría a través de las décadas posteriores, ya con Land Rover convertida en un fabricante de automóviles independiente después de la nacionalización de British Leyland (que había adquirido la marca Rover en 1967) en 1978, y se añadirían modelos como el Discovery, presentado en el Salón del Automóvil de Frankfurt en 1989, y el Land Rover Freelander, presentado en 1997, un vehículo más compacto que se convertiría en el modelo más vendido de Land Rover.

Hoy día, Land Rover es la única compañía que sólo fabrica vehículos 4x4 con tracción permanente habiendo sobrevivido durante todos estos años a crisis económicas que la harían pasar de manos para seguir sobreviviendo en el mercado, perteneciendo desde 2008 al grupo indio Tata Motors bajo el nombre de Jaguar Land Rover después de estar en la órbita de BMW entre 1994 y 2001 y de Ford desde 2001 hasta 2007, con una gama que incluye los modelos Defender, Discovery y su versión Sport y el Range Rover conjuntamente con sus derivados Sport, Velar y Evoque.

Más miniaturas e información de Land Rover en las siguientes secciones


Land Rover (Series - Defender)

El vehículo
Después de la Segunda Guerra Mundial, el fabricante Rover, que hasta antes del conflicto bélico principalmente producía automóviles de lujo, comenzaría a fabricar vehículos más económicos para facilitar las exportaciones en esos años difíciles. Uno de estos vehículos sería completamente diferente a los demás y estaría inspirado en los Jeep que el ejército americano utilizaría durante la guerra. Este modelo, denominado como Land Rover y diseñado por Maurice Wilks, llegaría al mercado en 1948 y se convertiría en el epítome de vehículo todoterreno. Su importancia en el mercado quedaría aún más de manifiesto cuando en 1978, año de la nacionalización de British Leyland (que había adquirido la marca Rover en 1967), el nombre del famoso vehículo también se convertiría en el de un fabricante de automóviles independiente, Land Rover.

El Land Rover, se produciría en varias series, inicialmente indicando junto a su nombre la medida de la distancia entre ejes en pulgadas, por ejemplo Land Rover 88, 90, 110 ó 127, la primera serie estaría en producción hasta 1958, ese año llegaría el Series II que en 1961 sería sustituido por el Series IIA. En 1971, llegarían los Series III sustituidos en 1983 por los modelos 90 (Land Rover Ninety), 110 (Land Rover One Ten) y 127. Estos tres modelos serían a partir de 1990 denominados como Defender, nombre que perduraría en el modelo hasta el día de hoy con la llegada del nuevo Defender en 2016, siendo el modelo clásico aún ensamblado en varios países en vías de desarrollo.

La característica principal del Land Rover durante buena parte de su fabricación, además de su sistema de tracción total, sería un bastidor de acero en forma de caja sobre el que se atornillaría una carrocería de aluminio, menos expuesta a la corrosión y, en ese momento, no sujeta a cuotas por parte del gobierno británico, aunque posteriormente se equiparía una carrocería totalmente metálica. La versatilidad de su bastidor y carrocería permitiría que el Land Rover fuera utilizado en cualquier tipo de aplicación, desde coche de recreo a vehículo industrial tanto para clientes civiles como militares.

La Serie I tendría una distancia entre ejes de 205,4 cm (80,88 pulgadas), un motor de gasolina de cuatro cilindros de 1.595 cm³, 1.997 cm³ a partir de 1952, y tracción en las cuatro ruedas siempre acoplada con un sistema de ruedas libres, sustituida en 1950 por luna tracción total conmutable. Este modelo luego llegaría a las 86 pulgadas de batalla en 1954 y a las 88 en 1956. También en 1954, se introduciría el modelo con 107 pulgadas de distancia entre ejes, 109 desde 1956. Un año más tarde, se añadiría a la gama de motores un motor diésel de cuatro cilindros de 2.052 cm³.

Con la llegada de la segunda serie, disponible en distancias entre ejes de 88 o 109 pulgadas, se presentaría un nuevo motor de gasolina de cuatro cilindros de 2.286 cm³, además del diésel anterior. El sistema de transmisión contaría con una caja de cambios de cuatro marchas, de las cuales sólo la tercera y cuarta estarían sincronizadas. Otra palanca permitiría acoplar a la transmisión tracción trasera fija las ruedas delanteras para conducir en terrenos accidentados. En 1961 se presentaría la Serie IIA, con algunos detalles modificados y un nuevo diésel de 2.286 cm³. En 1968, el modelo recibiría un cambio estético ya que los faros delanteros se trasladarían del interior del frontal a los guardabarros para cumplir con las normas de tráfico de algunos países europeos.

La Serie III se comercializaría a partir de 1971 con distancia entre ejes de 88 o 109 pulgadas y los mismos motores que la Serie II y IIA, aunque habría una serie especial con un motor V8 de 3.528 cm³. Las principales innovaciones en esta generación serían la introducción de una caja de cambios con todas las relaciones sincronizadas, un nuevo tablero de instrumentos y una rejilla del radiador de plástico. En 1983, comenzaría la producción del Land Rover Series III 110 (evolución del modelo 109) y posteriormente, en 1984, se introduciría el Land Rover 90, con 93 pulgadas de distancia entre ejes en sustitución del Land Rover 88, y en 1985 el Land Rover 127.

Los nuevos 90 y 110 serían a menudo confundidos con la Serie IIA y III por su gran similitud, incluso muchas partes eran intercambiables entre ambas series a pesar de la diferencia de edad entre las dos generaciones, aunque por ejemplo, los Serie IIA y III tenían suspensión de ballesta con la opción de elegir entre tracción a dos o cuatro ruedas, mientras que la 90 y la 110 tenían suspensión de resorte y tracción total permanente con la capacidad de bloquear el diferencial central. Land Rover pasaría a denominar a los modelos con el nombre de Defender, derivado de su amplio uso en el campo militar y de defensa en general, producido después de la introducción del Land Rover Discovery en 1989 y para distinguirlo del Land Rover Range Rover, este último cada vez más popular. en el mercado. Además, a partir de este momento, el Land Rover 127 pasaría a llamarse Defender 130, aunque la distancia entre los ejes no variaría.

El Land Rover Defender permanecería prácticamente inalterable en su diseño hasta el final de su producción en 2016, recibiendo en esos años distintos motores atmosféricos de gasolina y turbodiésel para ir adaptando el vehículo a las distintas normas anticontaminación. Asimismo, se iría mejorando el equipamiento y funcionalidad del interior del modelo y, como ejemplo, en 2002, se añadirían ventanillas eléctricas delanteras por primera vez en un Defender y luego se agregaría un paquete de opciones que ofrecía parabrisas y asientos con calefacción, control de clima, ABS, control de tracción y asientos de cuero.

Desde 2007, el Land Rover Defender ofrecería asientos traseros orientados hacia adelante en la versión 90 y 110, un nuevo motor de gasolina de 2.401 cm³ de origen Ford, una caja de cambios de seis velocidades y reductora, no obstante, el espíritu del coche se mantendría sin cambios, también en lo que respecta a la ausencia de airbags y ABS (sólo disponible como opción). En comparación con la versión anterior, el nuevo modelo perdería las dos tomas de aire debajo del parabrisas y habría una pequeña joroba en el capó para dejar espacio para el motor.

En 2019, se presentaría en el Salón del Automóvil de Frankfurt el nuevo Land Rover Defender basado en una estructura monocasco 100% rígida en aluminio, equipada con suspensiones independientes o neumáticas disponible en configuración de tres (Defender 90) y cinco puertas (Defender 110 y Defender 130) así como una nueva carrocería Sport como su hermano mayor el Range Rover Sport. Para mantener sus capacidades todoterreno, el nuevo Defender equipa tracción en las cuatro ruedas, una caja de transferencia de doble rango y diferenciales centrales y traseros con bloqueo activo.

1971
Land Rover Series III 110
Universal Hobbies/Delprado
Colección: Car Collection - Nº 32/70

La miniatura
En 1999, la editorial española DelPrado publicaría la primera colección de miniaturas vendida en kioscos conjuntamente con un fascículo. De aparición semanal, la llamada Car Collection incluiría 70 modelos, en otros países también sería publicada con un número de 85 modelos en Francia (con el mismo nombre que la colección española) y el Reino Unido (como Car Collection Series), que repasaban la historia del automóvil desde la década de 1900 hasta la de 1990. Las réplicas, realizadas en China, contarían con moldes fabricados por Universal Hobbies que utilizaría tanto los suyos propios como de otros fabricantes como Kyosho, Anson o Biante entre otros fabricantes.

La colección sería reeditada en España en el año 2003 con un primer número doble al precio de 5,95€, costando el resto de entregas 8,95€, y que incluirían los 70 modelos anteriores de la primera edición con algunos pequeños retoque como antenas o cambio de color. Las miniaturas incluidas en la obra contaban con un buen nivel de acabados en sus moldes y una aceptable calidad general habida cuenta su bajo precio, hasta tres veces inferior en productos similares disponibles en tiendas, y que como punto a favor tenía el poner en manos del coleccionista réplicas nunca antes realizadas en escala 1/43.

1993
Land Rover Defender 110
Cararama
Referencia: 250ND-012

La miniatura
Cararama es la línea económica del grupo chino Hongwell, quien también fabrica las miniaturas de Abrex (Škoda) y Motorart (Volvo). Las reproducciones vendidas como Cararama son tremendamente populares entre los coleccionistas de todo el mundo muchos de los cuales se organizan con en clubes repartidos a lo largo y ancho de los cinco continentes. A escala 1/43, la producción de Cararama es muy variopinta e incluye modelos clásicos de los años 50 y posteriores hasta modelos más recientes de diversos fabricantes mundiales como Alfa Romeo, BMW, Peugeot o Toyota entre muchos otros, además de coches todoterreno, furgonetas y las enormes camionetas americanas. También ofrece a escala 1/43 multitud de vehículos de servicios de emergencias de diversos países europeos, algunos de los cuales posteriormente serian utilizados en varios coleccionables dedicados a esta temática en Italia y Rusia. Entre las miniaturas de bajo precio, sin duda Cararama es la que ofrece una mejor calidad general en sus acabados con unos moldes muy correctos con terminaciones y detalles suficientes como para rivalizar en ocasiones con miniaturas mucho más caras lo que las convierte en una gran adición a cualquier colección.


Land Rover Range Rover

El vehículo
El primer Range Rover se presentaría oficialmente en 1969 e inicialmente, al igual que las series del Land Rover, sería un modelo del fabricante británico Rover hasta que la escisión y reestructuración dentro de British Leyland sentaría las bases para la separación de Rover, como parte del Grupo Austin Rover, y Land Rover y Range Rover como parte del Grupo Land Rover Leyland, siendo denominado desde entonces como Land Rover Range Rover que ya en su momento estaría considerado como un SUV (vehículos deportivos todoterreno de marcado carácter urbano) de lujo que llegaría hasta el día de hoy a través de cuatro generaciones y que daría lugar a otros modelos como el Range Rover Sport, el Range Rover Evoque y el Range Rover Velar.

La primera generación del modelo, se fabricaría hasta 1996 y contaría como características con tracción total permanente, frenos de disco en las cuatro ruedas, suspensión helicoidal y un motor V8 de 3.5 litros que revolucionaría el mercado de vehículos todoterreno en ese momento. Durante su producción, apenas habría cambios estéticos en el modelo pero su tecnología iría mejorando con el paso de los años para hacer del Range Rover no sólo uno de los coches más lujosos, sino uno de los todoterreno más populares en el mundo.

El Range Rover se construiría sobre un bastidor en escalera, como el Land Rover Series III, como un modelo puro de tres puertas ya que en esa época Rover no disponía del fondo económico para desarrollar una variante de cinco puertas y esta no llegaría hasta 1981. A partir de entonces, el modelo recibiría varios ajustes estéticos y mecánicos, por ejemplo el motor pasaría a ser de 3.9 litros en 1988, más tarde en 1992 se introduciría el modelo LSE, una versión 203 milímetros más larga, tendría un desplazamiento aumentado a 4.2 litros y equiparía suspensión neumática y en 1994, se lanzaría la segunda generación del modelo, conocida internamente como P38a.

La tercera generación, el modelo L322, vería la luz en 2001 y sería uno de los proyectos más costosos de BMW, compañía que había adquirido la firma británica en 1994. Bajo el paraguas alemán, el nuevo Range Rover presentaría un mejorado sistema de suspensión neumática ajustable en cinco alturas y una transmisión automática de cinco velocidades totalmente electrónica, que transfiere la potencia de los motores 3.0 diésel de seis cilindros en línea o 4.4 V8 de gasolina a las cuatro ruedas. El modelo contaría además con suspensiones independientes y un diferencial de torsión para controlar la potencia de transmisión de los ejes delantero y trasero a través de un diferencial de desplazamiento limitado que aplica los frenos por separado si una rueda patina.

El Range Rover L322 recibiría varios cambios estéticos en 2004 y en 2007 y mejoras en sus motores para ajustarlos a la normativa anticontaminación y ya en 2013, con Land Rover ahora propiedad del grupo indio Tata Motors, se presentaría la cuarta generación del Range Rover con el número de modelo L405. Esta nueva interpretación del clásico todoterreno británico sería hasta 450 kilos más ligera gracias al uso de aluminio y otros materiales ligeros así como motores más eficientes, como el nuevo turbodiésel V6 de 3.0 litros que ofrecería una potencia similar al 4.4 V8 de la generación anterior, añadiéndose a la gama poco tiempo después una versión híbrida con la que se puede optar por un motor de combustión que funcione con diésel y otro que funcione con gasolina.

El primer modelo derivado del Land Rover Range Rover sería el Land Rover Range Rover Sport, un SUV de tamaño completo de cinco puertas con tracción a las cuatro ruedas, que se diseñaría como una variante más deportiva y compacta del primero como respuesta al éxito de modelo como el BMW X5 o Porsche Cayenne. La primera generación, modelo L320, se produciría a partir de 2005 y sería reemplazada por la segunda, modelo L494, en 2013.

La primera serie se basaría en la plataforma de la tercera serie del Land Rover Discovery, pero con una distancia entre ejes 14 centímetros más corta, con un diseño caracterizado por las ventanillas delanteras y traseras inclinadas, el alerón en el portón trasero, los pasos de rueda anchos y el capó más plano en comparación con el Range Rover estándar. En el momento de su puesta a la venta, el modelo tendría disponibles tres motores: un motor diésel V6 del Grupo PSA y dos motores de gasolina V8 de Jaguar. En 2009, el vehículo recibiría mejoras como los nuevos amortiguadores adaptativos y sistema de frenado, así como una renovación en la gama de motores.

El Land Rover Range Rover Sport de segunda generación se construiría sobre la plataforma de aluminio Premium Lightweight Architecture (PLA), también empleada en el Land Rover Discovery de quinta generación, gracias a la cual el vehículo sería hasta 420 kilogramos más ligero que su predecesor. En esta nueva serie, el modelo estaría equipado con el sistema Terrain Response 2, permitiendo al conductor adaptar la respuesta del motor, la transmisión, el diferencial y el chasis a la superficie. Además, el propio automóvil puede analizar las condiciones de conducción y, por lo tanto, determinar automáticamente los ajustes de conducción adecuados. A finales de 2017, la segunda generación del Range Rover Sport recibiría un lavado de cara donde el exterior y el interior se modernizarían ligeramente, pero el cambio más importante sería sin embargo la introducción de un híbrido enchufable.

En 2008 y durante el Salón del Automóvil de Detroit, haría su presentación el vehículo conceptual Land Rover LRX, un nuevo SUV compacto del segmento C del fabricante británico todoterreno como alternativa de gama alta intermedia entre la segunda generación del Freelander y más asequible que el clásico Range Rover. De este LRX, derivaría el Land Rover Range Rover Evoque (modelo L538 según la nomenclatura de Jaguar Land Rover) que finalmente sería presentado en la segunda mitad del año 2011 disponible en carrocerías de tres y cinco puertas con tracción total y delantera en la versión de entrada al producto diseñada para obtener un menor consumo de combustible. El Evoque, estaría construido sobre un chasis autoportante de una versión modificada de la plataforma Jaguar Land Rover D8 utilizada en el Freelander 2 de acero y aluminio, este último material utilizado en la fabricación del techo y el capó, mientras que el resto de la base del chasis sería acero de alta resistencia con la cabina diseñada para cuatro o cinco pasajeros.

En el apartado mecánico, el Land Rover Range Rover Evoque contaría en su debut en el mercado con un motor de gasolina (Si4) Ford Ecoboost de 2.0 litros de 240CV y dos motores diésel (eD4 y SD4) de 2.2 litros suministrados por PSA (el grupo al que pertenecen Peugeot y Citroën) que ofrecerían potencias de 150 y 190CV, montando todas las motorizaciones cajas de cambios manuales de seis velocidades, suspensiones independientes de tipo MacPherson con barra estabilizadora en el eje delantero y Mult-iLink y barra estabilizadora en el trasero, y en las variantes con tracción integral con diferencial autoblocante Haldex y el sistema Land Rover Terrain Response, en la que mediante un selector manual se cambia la configuración de la entrega de la potencia del motor a las ruedas para ofrecer una mejor tracción dependiendo del terreno. Este sistema también actuaría en la caja de cambios automática de nueve velocidades fabricada por ZF que podía instalarse en la versión Si4 a partir de 2014 y un año más tarde en los modelos eD4, SD4 y la nueva variante TD4.

Una de las características de los Land Rover Range Rover Evoque es su comedido uso del combustible y rendimiento considerando el tipo de vehículo que es. La versión diésel de entrada eD4, única en ser ofrecida con dos ruedas motrices, tendría un consumo declarado de 5 litros a los 100 km en ciclo combinado (4,5 en carretera y seis en uso urbano) con una aceleración de 0 a 100 km/h de 11,2 segundos y una velocidad máxima de 180 km/h. Por otra parte, el SD4, ofrecería 190CV (240 a partir de 2015) que tirarían del coche hasta los diez segundos en aceleración y los casi 200 km/h de velocidad máxima, cifras que la versión más deportiva de la gama, el Si4 con motor gasolina rebajaría hasta los 7,6 segundos en aceleración, teniendo una velocidad máxima de 217 km/h con un consumo mixto de 8,7 litros a los 100 kilómetros.

Coincidiendo con el primer lavado de cara del modelo en 2015, se presentaría la versión descapotable basada en el Evoque de tres puertas, variante nada inusual en la gama de productos de Land Rover cuyo primer modelo de 1948 (ahora conocido como Defender) ya tenía esta configuración de carrocería. Como parte de la revisión sufrida por el Land Rover Range Rover Evoque, se incluirían nuevos paragolpes, faros y una nueva parrilla y motores diésel Ingenium de 2.0 litros (desarrollados por Jaguar Land Rover) de 150 y 180CV según la versión, con un peso y consumos medios inferiores a los del grupo PSA. Por ejemplo, la versión más eficiente en combustible del TD4 con tracción delantera consume 4.1 litros por cada 100 kilómetros, mientras que el motor de gasolina recibiría 50 caballos extra así como 60 nanómetros adicionales de par que incluiría únicamente la caja de cambios automática de nueve velocidades como equipamiento estándar.

La gama del Land Rover Range Rover Evoque se vendería con varios niveles de acabado: la versión básica Pure y las de gama alta Dynamic y Prestige con varias versiones de estas con diferente equipamiento y prestaciones, incluyendo como equipo de serie ABS, asistencia de frenado de emergencia autónoma, sensores de aparcamiento, control de tracción, airbags frontales y laterales y el sistema de infoentretenimiento InControl con acceso a información del vehículo, radio, navegador y teléfono, incluyéndose en las demás versiones accesorios como los asientos con calefacción, el ajuste electrónico de estos, luces antiniebla o parachoques pintados en el color de la carrocería entre otras opciones.

La gama de modelos se extendería a través de una serie de modelos de edición limitada como el Victoria Beckham Edition, del que se fabricarían 20 unidades, el Evoque Yellow Edition del que se construirían 80 ejemplares para el mercado alemán pintados de amarillo con el techo negro, el Silk Road basado en el Evoque SD4 Pure pintado en color blanco con barras en el techo del que se harían 50 piezas o el Landmark, que se realizaría para celebrar los 600.000 Land Rover Range Rover Evoque construidos hasta mayo de 2017 y que sería ofrecido con nuevos acabados y colores de carrocería, así como con un nuevo techo panorámico.

1994
Land Rover Range Rover 4.6 HSE
Cararama
Referencia: 50940

La miniatura
Cararama es la línea económica del grupo chino Hongwell, quien también fabrica las miniaturas de Abrex (Škoda) y Motorart (Volvo). Las reproducciones vendidas como Cararama son tremendamente populares entre los coleccionistas de todo el mundo muchos de los cuales se organizan con en clubes repartidos a lo largo y ancho de los cinco continentes. A escala 1/43, la producción de Cararama es muy variopinta e incluye modelos clásicos de los años 50 y posteriores hasta modelos más recientes de diversos fabricantes mundiales como Alfa Romeo, BMW, Peugeot o Toyota entre muchos otros, además de coches todoterreno, furgonetas y las enormes camionetas americanas. También ofrece a escala 1/43 multitud de vehículos de servicios de emergencias de diversos países europeos, algunos de los cuales posteriormente serian utilizados en varios coleccionables dedicados a esta temática en Italia y Rusia. Entre las miniaturas de bajo precio, sin duda Cararama es la que ofrece una mejor calidad general en sus acabados con unos moldes muy correctos con terminaciones y detalles suficientes como para rivalizar en ocasiones con miniaturas mucho más caras lo que las convierte en una gran adición a cualquier colección.

2005
Land Rover Range Rover Sport
Vanguards
Referencia: VA09600

La miniatura
Los orígenes de Vanguards se remontan a 1982, año en el que Jack Odell, uno de los fundadores de Matchbox, creara la compañía Lledo, pronunciación al revés de su apellido. Tras fabricar numerosos modelos en distintas escalas, en 1996 Lledo lanzaría la marca Vanguards especializada en vehículos clásicos y modernos británicos a escala 1/43 así como camiones a 1/64. Originalmente construidos en el reino Unido, la producción se trasladaría a China en 1999 una vez que la compañía fuera adquirida por Corgi que mantendría la marca Vanguards en sus productos. Las miniaturas representan fielmente los modelos en los que se basan, aunque cuentan muchas de ellas con un muy limitado número de detalles que les hacen perder varios puntos en su relación calidad/precio. No obstante, su calidad general es destacable dentro del rango de precio, entre 20 y 40€, en el que se venden, además de ser realizadas en tiradas relativamente cortas lo que les da un más que razonable precio de reventa.

2011
Land Rover Range Rover Evoque SD4
IXO Models
Referencia: 51LRDCA3EVOQ

La miniatura
Entre la extensa gama fabricada por IXO Models se incluyen multitud de modelos para ventas promocionales de distintas compañías. La calidad habitual de estas réplicas dependen en buena parte del presupuesto del cliente pero en general, como todos los modelos ofrecidos por IXO Models, cuentan con unos moldes correctos y buenos detalles y acabados en general ofrecidos al precio medio bajo habitual en los modelos de la compañía, con el mismo problema de rápida devaluación que tienen algunos de las miniaturas vendidas por la empresa radicada en Macao.


Land Rover Freelander

El vehículo
A finales de la década de 1980, el Grupo Rover comenzaría el desarrollo de un nuevo modelo SUV más compacto que sirviera de alternativa al Land Rover Defender y Land Rover Range Rover. El proyecto recibiría el nombre en código CB40 por Canley Building 40, el nombre del edificio donde se desarrollaría el modelo, pero el entonces socio de Rover, la japonesa Honda, abandonaría el proyecto para desarrollar su propio modelo, el Honda CR-V, que entraría en producción en 1995. En 1994, BMW se haría cargo de Rover Group y el proyecto CB40 recibiría el dinero necesario para dar luz en 1997 al Land Rover Freelander, un modelo más urbano que sus compañeros de gama que estaría presente en el mercado a través de dos generaciones hasta 2015 cuando sería sustituido por el Land Rover Discovery Sport.

El Land Rover Freelander sería el primer modelo de la firma en abandonar el chasis de tipo escalera y en su lugar contaría con una carrocería monocasco que estaría disponible con suspensión independiente, una gama de motores tomados de los vehículos Rover y BMW y, aunque de tracción total, no tendría rangos de marcha cortos ni otros equipos para la conducción todoterreno pero contaría con un diferencial delantero denominado IRD (Intermediate Reduction Drive) encargado de transferir el par motor al eje delantero y trasero.

La capacidad todoterreno también quedaría garantizada por un diferencial central de junta viscosa y por una versión patentada y personalizada del sistema ABS que incorporaba nuevos sistemas electrónicos inicialmente opcionales en algunas versiones. Asimismo, el modelo contaría con el sistema HDC (Hill Descent Control) patentado por Land Rover, más tarde también utilizado por BMW, que garantizaría una velocidad cuesta abajo igual a la que se habría obtenido con el uso de marchas bajas, con la ventaja del frenado aplicado en las ruedas individuales, lo que daría una mayor seguridad y control en los descensos más empinados.

Durante todo el período de producción del Land Rover Freelander de primera generación, el SUV más vendido en Europa hasta 2004 y el más vendido en Gran Bretaña hasta su final de producción en otoño de 2006, habría varios modelos básicos: una versión de cinco puertas y tres puertas con techo rígido o blando donde el conductor podría quitar la mitad del techo ubicado sobre los asientos traseros. Bajo su capó, el cliente encontraría inicialmente un motor de gasolina de cuatro cilindros de 1.796 cm³ y un turbodiésel con un volumen de 1994 cm³. También se producirían modelos con un motor diésel de cuatro cilindros de BMW y V6 de Rover, éste en combinación con transmisión automática.

Tras una revisión estética en 2003 donde se incluirían modificaciones en la parrilla del radiador, faros, faldones delanteros y traseros, luces traseras y los espejos laterales, la segunda generación del Land Rover Freelander llegaría a los concesionarios en 2006 con nuevos motores todos ellos acoplados a cajas de cambios manuales o automáticas de seis velocidades. La versión diésel tendría una cilindrada de 2.179 cm³ con varias versiones de potencia y una unidad gasolina con un volumen de 3.192 cm³. En agosto 2010, los motores diésel se convertirían a la norma Euro5 y se llevaría a cabo un lavado de cara que sería reconocido por nuevos parachoques y una parrilla del radiador modificada. Desde 2012 y hasta el final de su comercialización, el motor gasolina de 3.2 litros se sustituiría por una unidad turbo de cuatro cilindros de 2.0 litros y se volverían a diseñar los faros y las luces traseras tienen un nuevo diseño.

1997
Land Rover Freelander
Cararama
Referencia: 4-54970

La miniatura
Cararama es la línea económica del grupo chino Hongwell, quien también fabrica las miniaturas de Abrex (Škoda) y Motorart (Volvo). Las reproducciones vendidas como Cararama son tremendamente populares entre los coleccionistas de todo el mundo muchos de los cuales se organizan con en clubes repartidos a lo largo y ancho de los cinco continentes. A escala 1/43, la producción de Cararama es muy variopinta e incluye modelos clásicos de los años 50 y posteriores hasta modelos más recientes de diversos fabricantes mundiales como Alfa Romeo, BMW, Peugeot o Toyota entre muchos otros, además de coches todoterreno, furgonetas y las enormes camionetas americanas. También ofrece a escala 1/43 multitud de vehículos de servicios de emergencias de diversos países europeos, algunos de los cuales posteriormente serian utilizados en varios coleccionables dedicados a esta temática en Italia y Rusia. Entre las miniaturas de bajo precio, sin duda Cararama es la que ofrece una mejor calidad general en sus acabados con unos moldes muy correctos con terminaciones y detalles suficientes como para rivalizar en ocasiones con miniaturas mucho más caras lo que las convierte en una gran adición a cualquier colección.