Chrysler Corporation
FIA GT Championship - FIA GT1 World Championship - FIA GT Series

Más miniaturas e información de Chrysler en las siguientes secciones


Chrylser Viper GTS-R

El vehículo
A finales de la década de 1980, Bob Lutz, entonces Presidente de Chrysler, encargaría al diseñador del grupo Tom Gale la creación de un vehículo que recreara al famoso Shelby Cobra. Meses después, se crearía un modelo en arcilla y el automóvil apareció como concepto en en el North American International Auto Show de 1989. Tras recibir una respuesta positiva por parte del público y la prensa especializada, el Ingeniero Jefe Roy Sjoberg recibiría la tarea de desarrollar el automóvil para su puesta a la venta.

El modelo recibiría el nombre de Viper (víbora en español) y en 1991 se pondría a la venta como Dodge Viper RT/10 Roadster y rápidamente se convertiría en un deportivo de referencia en el mercado estadounidense. El modelo sería particularmente fácil de reconocer gracias a su aspecto único y agresivo y su motor excepcional. Inmediatamente fue un éxito comercial y un automóvil simbólico para la marca Dodge, siendo durante muchos años el modelo más potente en el mercado estando en producción desde 1992 hasta 2017.

La versión cerrada (Viper GTS, comercializada en Europa como Chrysler en lugar de Dodge) se presentaría un año más tarde como coche conceptual Una característica especial del diseño fue el contorno del techo con dos abultamientos, lo que facilitaba la conducción con casco ya que el coche atrajo de inmediato interés por parte de equipos profesionales y aficionados para su uso en la competición y a esta le seguirían varios modelos diferentes como la versión de competición Viper GTS-R, o las denominadas especiales ACR (American Club Racing), SRT-10 y SRT-10 Coupé además de diferentes ediciones especiales que se irían añadiendo a la gama en las cinco generaciones que tendría el modelo: SR I fabricado hasta 1995, SR II hasta 2002, ZB I hasta 2007, ZB II hasta 2010 y la última serie denominada como VX I.

En su periodo en producción, el Dodge Viper sería un asiduo visitante de los circuitos de carrera, especialmente con las series SR II y ZB I. En 1993, el conocido periodista deportivo francés y propietario de un equipo de carreras, Gilles Gaignault, adquirió dos modelos del Dodge Viper RT/10 para participar en las 24 Horas de Le Mans. En ese momento, el grupo Chrysler no tenía ninguna intención de regresar a Le Mans con su nombre y Gaignault tuvo que atraer el patrocinio de diferentes compañías para financiar su aventura. Contrató a Luigi Cimarosti, propietario de Luigi Racing, para supervisar la preparación de los coches que se enfrentaría a la ambiciosa tarea de convertir las dos unidades de producción a las especificaciones de Le Mans, trabajo que desarrolló durante seis meses y que terminó justo a tiempo para presentarlos a la prueba.

Con la popularidad alcanzada por estos dos coches, Chrysler se animaría a desarrollar un nuevo modelo con el que competir en la categoría GT1 que finalmente vería la luz en 1996 con el nombre de Chrysler Viper GTS-R. El nuevo GTS-R sería notablemente similar al coche de producción en el que se basaba, sufriendo modificaciones en el chasis y la suspensión hasta donde permitía el reglamento, pero la mayor parte del trabajo se centró en aligerar el peso y agregar características de seguridad como una jaula antivuelco.

Con el motor V10 de 8.0 litros totalmente de aluminio, el desarrollo del motor se centró en la fiabilidad y la gestión del motor para trabajar con los limitadores obligatorios de la categoría que dejaron la potencia en 460CV. La optimización de la aerodinámica fue otra área clave durante el desarrollo del GTS-R. En la parte delantera se montaría un separador debajo del paragolpes para evitar turbulencias, mientras que un alerón con difusor de tamaño considerable se agregaría a la cola. El coche se presentaría en Europa en 1996 durante la prueba de las 4 Horas del Jarama perteneciente al campeonato BPR Global GT preparado por Viper Team ORECA y en los Estados Unidos lo haría de la mano de Canaska Southwind en las 24 Horas de Daytona de ese mismo año.

En su ciclo competitivo, el Chrysler Viper GTS-R dejaría su huella con multitud de victorias dentro de su categoría entre las que las más destacables serían las logradas en el campeonato FIA GT de 1997, donde el coche participaría en la clase GT2 y terminaría dando la victoria a ORECA en la clasificación por equipos y a Justin Bell en la no oficial de pilotos. Al año siguiente, el Viper GTS-R se convertiría en el coche a batir en la clase GT2 tras vencer en la clase GT2 en las pruebas de Oschersleben, Silverstone, Hockenheim, Dijon y Donington del campeonato FIA GT, además de ganar los ensayos precalificatorios de las 24 Horas de Le Mans de ese año y la victoria en GT2 gracias al buen hacer de Justin Bell, David Donohue y Luca Drudi pilotando para el equipo Société Viper Team ORECA que también colocaría otro de los Viper en la segunda posición.

A esta victoria en la prueba de resistencia francesa le continuarían las victorias de 1999 y 2000 en la clase LM GTS con el Chrysler Viper GTS-R pilotado por Olivier Beretta, Karl Wendlinger y Dominique Dupuy en ambos años. En el FIA GT, el deportivo de Dodge se embolsaría el campeonato de 1999, año en el que sumaría victorias en las diez carreras que componían el campeonato, además de otras victorias en años posteriores que le llevarían de nuevo a ganar el título en 2001 y 2002. Asimismo, el Viper GTS-R se utilizaría en diversos campeonatos nacionales como el japonés JGTC, el italiano, el francés o el británico, así como series internacionales como las American Le Mans Series (ALMS) donde también dejaría su impronta de coche vencedor.

1997
Chrylser Viper GTS-R #52
Chasis:
Motor: Chrysler 356-T6 8.0L V10
Chrylser Viper Team ORECA
Justin Bell
Tommy Archer
FIA GT Championship
GT2
/126 Puntos
Universal Hobbies
Referencia: 3616

La miniatura
El nacimiento de Universal Hobbies está vinculado al fabricante de miniaturas francés Jouef, una compañía bien conocida por sus modelos ferroviarios y coches de slot, que estuvo fabricando modelos a escala 1/43 y 1/18 entre 1991 a 1996. Jouef cerró en 2001, sin embargo, la producción fue continuada por Universal Hobbies añadiéndose nuevos modelos a la gama. Estos fueron comercializados bajo varias marcas, primero como Eagle's Race, luego Eagle Collectibles y, finalmente, como Universal Hobbies. Las miniaturas ofrecen un muy buen nivel de acabado y detalles a un precio no muy elevado, lo que hace que sean piezas bastante interesantes para el coleccionista, especialmente para aquellos a los que les guste la marca Renault, ya que UH fabrica un buen número de las miniaturas que se venden en los concesionarios de la marca francesa. Otros modelos de este fabricante se pueden encontrar en multitud de coleccionables publicados por diferentes editoriales, como DelPrado, Hachette, Atlas Editions o Altaya.

1998
Chrylser Viper GTS-R #52
Chasis:
Motor: Chrysler 356-T6 8.0L V10
Viper Team ORECA
Karl Wendlinger
David Donohue
FIA GT Championship
GT2
/130 Puntos
Universal Hobbies
Referencia: 3663

La miniatura
El nacimiento de Universal Hobbies está vinculado al fabricante de miniaturas francés Jouef, una compañía bien conocida por sus modelos ferroviarios y coches de slot, que estuvo fabricando modelos a escala 1/43 y 1/18 entre 1991 a 1996. Jouef cerró en 2001, sin embargo, la producción fue continuada por Universal Hobbies añadiéndose nuevos modelos a la gama. Estos fueron comercializados bajo varias marcas, primero como Eagle's Race, luego Eagle Collectibles y, finalmente, como Universal Hobbies. Las miniaturas ofrecen un muy buen nivel de acabado y detalles a un precio no muy elevado, lo que hace que sean piezas bastante interesantes para el coleccionista, especialmente para aquellos a los que les guste la marca Renault, ya que UH fabrica un buen número de las miniaturas que se venden en los concesionarios de la marca francesa. Otros modelos de este fabricante se pueden encontrar en multitud de coleccionables publicados por diferentes editoriales, como DelPrado, Hachette, Atlas Editions o Altaya.

2002
Chrysler Viper GTS-R #1
Chasis: C42
Motor: Chrysler 356-T6 8.0L V10
Larbre Compétition Chéreau
Christophe Bouchut
David Terrien
Vincent Vosse
Sébastien Bourdais
FIA GT Championship
GT
/67,5 Puntos
IXO Models
Referencia: GTM072

La miniatura
IXO Models pertenece al grupo Premium & Collectibles Trading Co. Ltd. y cuenta con uno de los más extensos catálogos de miniaturas de todo tipo. IXO Models tomaría el relevo de Vitesse cuando está compañía quebró en 2001 y continuaría utilizando algunos de los antiguos moldes. Hoy en día produce una infinidad de modelos, desde miniaturas de Le Mans a modelos de rally, camiones y coches de calle entre otros y a distintas escalas aunque predominantemente a 1/43, con una calidad y precio aceptable, lo que le hace ser una marca muy apreciada por los coleccionistas. Dentro de su gama de productos, se encuentra la serie GTM dedicada a los modelos de competiciones de coches GT con especial atención a los del campeonato FIA GT y las 24 Horas de Spa y que, básicamente, son los mismos modelos que ofrece en sus series dedicadas a las 24 Horas de Le Mans.

2003
Chrysler Viper GTS-R #126
Chasis: C36
Motor: Chrysler 356-T6 8.0L V10
Zakspeed
Pedro Lamy
Kurt Mollekens
Didier de Radiguès
FIA GT Championship
G2
-/- Puntos
IXO Models
Referencia: GTM076

La miniatura
IXO Models pertenece al grupo Premium & Collectibles Trading Co. Ltd. y cuenta con uno de los más extensos catálogos de miniaturas de todo tipo. IXO Models tomaría el relevo de Vitesse cuando está compañía quebró en 2001 y continuaría utilizando algunos de los antiguos moldes. Hoy en día produce una infinidad de modelos, desde miniaturas de Le Mans a modelos de rally, camiones y coches de calle entre otros y a distintas escalas aunque predominantemente a 1/43, con una calidad y precio aceptable, lo que le hace ser una marca muy apreciada por los coleccionistas. Dentro de su gama de productos, se encuentra la serie GTM dedicada a los modelos de competiciones de coches GT con especial atención a los del campeonato FIA GT y las 24 Horas de Spa y que, básicamente, son los mismos modelos que ofrece en sus series dedicadas a las 24 Horas de Le Mans.