Zytek
Grand Prix d'Endurance les 24 Heures du Mans


2012
Zytek Z11SN #42
Chasis: Z11SN08
Motor: Nissan VK45DE 4.5L V8
Greaves Motorsport
Martin Brundle
Alex Brundle
Lucas Ordóñez
Grand Prix d'Endurance les 24 Heures du Mans
General LMP2
15º
340 Vueltas: 4.633,86 km - Velocidad Media: 193,077 km/h
Spark
Referencia: S3721

El vehículo
Fundada en 1981 por Bill Gibson, Zytek Engineering estaría especializada en la modificación de motores y más adelante en la construcción de unidades de potencia propias. Tras comprar en 1987 los activos del equipo Alan Smith Racing, comenzaría también con la construcción de vehículos propios, especialmente en monoplazas para la Fórmula 3000, que años más tarde ampliaría a prototipos para carreras de resistencia como las 24 Horas de Le Mans, donde el grupo debutaría como motorista en 2003 y con un coche propio en 2004. Tras varios modelos, en 2011 Zytek vería la recompensa a tantos años de esfuerzo y vencería en la categoría LMP2 de la prueba de resistencia francesa con su Z11SN. Este prototipo, heredero del 07S introducido en 2007, era una evolución de este para ajustarse alas nuevas normas que el A.C.O. y la FIA habían implementado para sus competiciones. Con un chasis monocasco y carrocería de fibra de carbono, el diseño de este prototipo estaría a cargo de Tim Holloway, ex diseñador de varios equipos de Fórmula 1, y contaría como principal diferencia la aleta dorsal posterior obligatoria por reglamento. El coche se completaría con una suspensión de doble horquilla en las cuatro ruedas y una caja de cambios semiautomática construida por Ricardo de seis velocidades sería la encarga de trasladar los 460CV generados por el motor Nissan V8 de 4.5 litros al eje trasero. Esta unidad sería estrenada por el equipo británico Greaves Motorsport, propiedad del piloto Tim Greaves, en el nuevo Campeonato del Mundo de Resistencia (WEC) y las ahora llamadas de nuevo European Le Mans Series (ELMS) que quedaban en exclusiva para coches de la clase LMP2, LMPC y ambas categorías de LMGTE. En ese campeonato, el piloto español Lucas Ordóñez estaría en las dos primeras carreras (Paul Ricard y Donington Park) acabando en la cuarta y séptima plaza respectivamente y después competiría en las 6 Horas de Silverstone del WEC donde sería 12º y quinto dentro de su categoría. En junio el coche estaría listo para su participación en las 24 Horas de Le Mans y el trío de pilotos lo formaría el propio Ordóñez junto a Alex Brundle y su padre Martin, ganador de la prueba francesa en 1990. Tras salir desde la posición 24ª, el coche estaría peleando con los ORECA 03 de la categoría LMP2 durante las primeras horas hasta que una avería mecánica les retrasaría en los garajes desde los que se reincorporarían para terminar en la 15ª plaza de la general. Este prototipo sería utilizado de nuevo por Greaves Motorsport en 2013 y regresaría al circuito de La Sarthe con Jann Mardenborough, Michael Krumm y de nuevo Lucas Ordóñez al volante donde terminaría en la novena posición global y como tercero de la clase LMP2. En 2014 volvería a Le Mans con James Winslow, Michael Munemann y Alessandro Latif pero el coche sufriría un accidente y tendría que retirarse. En 2015, este Zytek Z11SN sería reconvertido en un Gibson 015S tras vender Bill Gibson la parte de construcción a Continental y quedarse el con la parte de ingeniería del grupo, renombrando su empresa a Gibson Technology. Con la nueva denominación del modelo, esta unidad seguiría en las manos de Greaves Motorsport que esa temporada ganaría las ELMS, en las que este prototipo sumaría las dos únicas victorias del equipo en Silverstone y Paul Ricard y participaría por última vez en las 24 Horas de Le Mans, donde de nuevo sufriría un abandono tras un fallo eléctrico siendo sus pilotos Gary Hirsch, Gaëtan Paletou y Jon Lancaster.

Los pilotos
Martin Brundle comenzó su carrera a finales de los años 70 en las fórmulas de promoción como la Fórmula Ford o la Fórmula 3 británicas. Durante los primeros años de la década de 1980 también participaría en diversas pruebas de turismos antes de volver a los monoplazas de la Fórmula 3, donde en su primera temporada lograría dos victorias y cinco podios. En 1984 debutaría en el campeonato del Mundo de Fórmula 1 y en él correría hasta 1996, compatibilizando algunas temporadas con carreras de resistencia del WSC. En la máxima categoría de los monoplazas disputaría 158 Grandes Premios de los que no ganaría ninguno pero subiría en nueve ocasiones al podio, terminando en los puntos en otras treinta, sumando un total de 98 puntos a lo largo de su trayectoria en esta especialidad. A pesar de su dilatada experiencia con monoplazas, sus mayores triunfos deportivos los conseguiría en las contadas participaciones que realizaría en pruebas de resistencia y turismos. Así en 1983 lograría sus primeras victorias en el ETCC y en 1987 la primera en el WSC al vencer en los 1.000 Kilómetros de Spa. Precisamente en el WSC conseguiría el título de campeón en 1988 y ese mismo año ganaría las 24 Horas de Daytona, triunfo que repetiría en 1990. En las 24 Horas de Le Mans tomaría la salida en ocho ocasiones y sólo terminaría en dos de ellas, y podía haber sido solamente una si Tom Walkinshaw no le hubiera movido de su coche en la edición de 1990 para sustituir al chileno Eliseo Salazar que formaba parte de la tripulación original del Jaguar XJR-12 que finalmente se impuso en la prueba, obteniendo de esta manera obtendría su única victoria en la carrera de resistencia francesa. En 1987 con un Jaguar XJR-8, 1988 con un Jaguar XJR-9 LM, 1997 con un Nissan R390 GT1, 1998 y 1999 con un Toyota GT-One y 2001 con un Bentley EXP Speed 8 le verían bajarse del coche antes de que la carrera llegara a su fin. En 2012 regresaría con su hijo Alex y el español Lucas Ordóñez y esta vez volvió a ver la bandera a cuadros a bordo de este Zytek Z11SN, pero en la 15ª posición. Desde que se retirara oficialmente de la competición se ha dedicado a comentar las carreras de Fórmula de los distintos canales de televisión británicos que han tenido los derechos de retransmisión a lo largo de estos años, así como a escribir una columna semanal en un diario inglés.

Alex Brundle comenzaría su carrera en el deporte del motor a la edad de ocho años participando primero en el karting y cuando tuvo la edad legal para conducir en el campeonato de turismos T-Car. Posteriormente pasaría por diversas competiciones de monoplazas hasta llegar a la Fórmula 2 y la GP3 donde daría un giro a su carrera y comenzaría a competir en carreras de resistencia, en especial la de los campeonatos ELMS, WEC y más adelante en la IMSA, donde a día de hoy sigue participando junto a algunas apariciones en las Blancpain GT Series. Esta nueva aventura en su carrera profesional se denostaría mas provechosa pues hasta 2018 sería tercero en las ELMS de 2012 y campeón de LMP3 en 2016, subcampeón del WEC en la categoría LMP2 de 2013 y segundo de las 24 Horas de Le Mans en la misma clase en 2013 y 2017. En la prueba reina de la resistencia mundial, las 24 Horas de Le Mans, participaría en cinco ocasiones hasta 2018 siendo su debut en 2012 a bordo de este Zytek ZS11N con el que finalizaría 15ª de la clasificación general. Su mejor posición en la prueba gala lo lograría en 2017 como parte del equipo del actor chino de películas de acción Jackie Chan, subiendo a la tercera posición de la general con un ORECA 07. En 2013 y 2014 participaría con la escuadra francesa OAK Racing y completaría la prueba de manera respectiva con un Morgan LMP2 con el que finalizaría octavo y un Ligier JS P2 con el que sería noveno. En 2018, su última participación hasta el momento, abandonaría pilotando un Ginetta G60-LT-P1 que no pudo recuperarse de unos problemas eléctrico acaecidos en las primeras horas de carrera.

Lucas Ordóñez llegaría al mundo de la competición de un modo inusual. Aunque comenzaría en el karting, la falta de apoyo económico detendría su progresión y se centraría en los estudios. En mayo de 2008, Nissan Europe y Sony Computer Entertainment Europe lanzaron un proyecto llamado "GT Academy" utilizando el juego de carreras de PlayStation 3 "Gran Turismo 5 Prologue" con el objetivo de descubrir talentos como verdaderos pilotos de carreras. Tras imponerse la eliminatoria española, se presentaría a la final europea que también ganaría siendo fichado por Nissan, con quien debutaría en enero de 2009 en las 24 Horas de Dubai tras un periodo de entrenamiento de cuatro meses y finalizando como noveno en dicha prueba. Sus siguientes pasos los daría en la Copa Europea de GT4 y ganaría la primera manga de la carrera celebrada en el circuito belga de Zolder y la segunda del trazado portugués de Algarve, terminando la serie como subcampeón junto a su compañero de coche el británico Alex Buncombe. Con el fabricante japonés estaría hasta 2018 compitiendo de manera ininterrumpida y dando muestras de su buen hacer tras un volante de un coche de verdad, tanto en equipos de la propia Nissan como en otros con los que la compañía nipona tenía acuerdos, en competiciones tales como el Campeonato de Japón de Fórmula 3 (cinco podios en 2015), la Intercontinental Le Mans Cup (una victoria en Zhuhai y cuatro podios en 2011 con un ORECA 03 motorizado por Nissan), las Le Mans Series (una segunda plaza en la prueba de Imola de 2011), el WEC, el FIA GT (una tercera plaza en Nogaro en 2013), las Blancpain GT Series (campeonato del que sería campeón en 2013 con una victoria y un podio) e incluso el campeonato japonés de Super GT en el que disputaría catorce pruebas entre 2013 y 2015 de las que ganaría la carrera del circuito tailandés de Buriram con un Nissan GT-R Nismo GT3 con el que terminaría cuarto en el campeonato de la clase GT300. También participaría en cinco ocasiones en la prueba reina de la resistencia mundial, si bien una de ellas sería con el Nissan ZEOD RC, prototipo que participaba en la carrera pero fuera de la clasificación y con el que abandonaría tras la rotura de la caja de cambios. Su primera incursión en el circuito de La Sarthe sería en 2011 con un ORECA 03 del equipo Signatech-Nissan con el que terminaría noveno en la general y subiría al podio como segundo de la clase LMP2. En 2012 y 2013 tomaría la salida con este Zytek Z11SN, también con motor Nissan, con el que terminaría respectivamente 20º y 9º (tercero en LMP2). Su última carrera la disputaría en 2015 con el prototipo Nissan GT-R LM con el que sufriría un nuevo abandono tras la rotura de la suspensión delantera.

La miniatura
Fundada por Hugo Ripert, ex desarrollador de producto de Vitesse y Quartzo y posteriormente de IXO Models, en los albores del siglo XXI, comenzó la producción de sus modelos fabricados en resina en tiradas limitadas centrándose especialmente aquellos coches que no eran objeto de la atención de los productores masivos de la época. Los modelos fabricados son de una calidad extraordinaria en cuanto a molde, pinturas y detalles convirtiéndose inmediatamente en los favoritos de numerosos coleccionistas.


2013
Zytek Z11SN #42
Chasis: Z11SN08
Motor: Nissan VK45DE 4.5L V8
Greaves Motorsport
Jann Mardenborough
Lucas Ordóñez
Michael Krumm
Grand Prix d'Endurance les 24 Heures du Mans
General LMP2
10º
326 Vueltas: 4.456,683 km - Velocidad Media: 185,695 km/h
Spark
Referencia: S3760

El vehículo
Fundada en 1981 por Bill Gibson, Zytek Engineering estaría especializada en la modificación de motores y más adelante en la construcción de unidades de potencia propias. Tras comprar en 1987 los activos del equipo Alan Smith Racing, comenzaría también con la construcción de vehículos propios, especialmente en monoplazas para la Fórmula 3000, que años más tarde ampliaría a prototipos para carreras de resistencia como las 24 Horas de Le Mans, donde el grupo debutaría como motorista en 2003 y con un coche propio en 2004. Tras varios modelos, en 2011 Zytek vería la recompensa a tantos años de esfuerzo y vencería en la categoría LMP2 de la prueba de resistencia francesa con su Z11SN. Este prototipo, heredero del 07S introducido en 2007, era una evolución de este para ajustarse alas nuevas normas que el A.C.O. y la FIA habían implementado para sus competiciones. Con un chasis monocasco y carrocería de fibra de carbono, el diseño de este prototipo estaría a cargo de Tim Holloway, ex diseñador de varios equipos de Fórmula 1, y contaría como principal diferencia la aleta dorsal posterior obligatoria por reglamento. El coche se completaría con una suspensión de doble horquilla en las cuatro ruedas y una caja de cambios semiautomática construida por Ricardo de seis velocidades sería la encarga de trasladar los 460CV generados por el motor Nissan V8 de 4.5 litros al eje trasero. Esta unidad sería estrenada por el equipo británico Greaves Motorsport, propiedad del piloto Tim Greaves, en el nuevo Campeonato del Mundo de Resistencia (WEC) y las ahora llamadas de nuevo European Le Mans Series (ELMS) que quedaban en exclusiva para coches de la clase LMP2, LMPC y ambas categorías de LMGTE. En ese campeonato, el piloto español Lucas Ordóñez estaría en las dos primeras carreras (Paul Ricard y Donington Park) acabando en la cuarta y séptima plaza respectivamente y después competiría en las 6 Horas de Silverstone del WEC donde sería 12º y quinto dentro de su categoría. En junio el coche estaría listo para su participación en las 24 Horas de Le Mans y el trío de pilotos lo formaría el propio Ordóñez junto a Alex Brundle y su padre Martin, ganador de la prueba francesa en 1990. Tras salir desde la posición 24ª, el coche estaría peleando con los ORECA 03 de la categoría LMP2 durante las primeras horas hasta que una avería mecánica les retrasaría en los garajes desde los que se reincorporarían para terminar en la 15ª plaza de la general. Este prototipo sería utilizado de nuevo por Greaves Motorsport en 2013 y regresaría al circuito de La Sarthe con Jann Mardenborough, Michael Krumm y de nuevo Lucas Ordóñez al volante donde terminaría en la novena posición global y como tercero de la clase LMP2. En 2014 volvería a Le Mans con James Winslow, Michael Munemann y Alessandro Latif pero el coche sufriría un accidente y tendría que retirarse. En 2015, este Zytek Z11SN sería reconvertido en un Gibson 015S tras vender Bill Gibson la parte de construcción a Continental y quedarse el con la parte de ingeniería del grupo, renombrando su empresa a Gibson Technology. Con la nueva denominación del modelo, esta unidad seguiría en las manos de Greaves Motorsport que esa temporada ganaría las ELMS, en las que este prototipo sumaría las dos únicas victorias del equipo en Silverstone y Paul Ricard y participaría por última vez en las 24 Horas de Le Mans, donde de nuevo sufriría un abandono tras un fallo eléctrico siendo sus pilotos Gary Hirsch, Gaëtan Paletou y Jon Lancaster.

Los pilotos
Jann Mardenborough, al igual que el español Lucas Ordóñez, llegaría al mundo de la competición tras imponerse en 2011 a los 90.000 participantes del concurso auspiciado por Nissan y Sony Computer Entertainment basado en el videojuego Gran Turismo. Este premio le valdría un contrato con el fabricante japonés con el que debutaría ese mismo año en una prueba del Campeonato Europeo de GT4. En 2012 ampliaría su cartera de competiciones y se estrenaría en carreras de larga distancia como las 24 Horas de Dubai, algunas pruebas de las Blancpain Endurance Series y los campeonatos europeo y británico de Fórmula 3 y la Toyota Racing Series de las que sería subcampeón en 2014. Añadiría a su palmarés su primera victoria en el campeonato Británico de GT4 en la prueba de Brands Hatch a la que seguiría otra lograda en la GP3 de 2014 en el circuito de Hockenheimring y tres más ese mismo año en las serie de monoplazas de Toyota. En 2015 comenzaría a disputar el Campeonato de Japón de Gran Turismo (Super GT) en el que sigue compitiendo en la actualidad con el equipo de fábrica Team Impul en el que está desde 2017. El año anterior lograría su única victoria hasta la fecha en esta serie participando con un Nissan GT-R GT3 de la categoría GT300 del equipo NDDP Racing with B-MAX. Como parte de su contrato con Nissan, sería cedido a otros equipos con los que el fabricante japonés tenía acuerdos para suministrar motores y así, en 2013 debutaría en las 24 Horas de Le Mans con este Zytek Z11SN de Greaves Motorsport con el que acabaría la prueba en la novena posición subiendo al podio como tercero de la clase LMP2. Al año siguiente cambiaría de equipo y participaría con un Ligier JS P2 también motorizado por Nissan con el que sería de nuevo noveno pero quinto de su clase. En 2015 formaría parte integrante del equipo de fábrica de Nissan Motorsport en el estreno del nuevo prototipo del constructor nipón, el Nissan GT-R LM Nismo, con el que abandonaría a dos horas del final tras un fallo y posterior incendio del motor.

Lucas Ordóñez llegaría al mundo de la competición de un modo inusual. Aunque comenzaría en el karting, la falta de apoyo económico detendría su progresión y se centraría en los estudios. En mayo de 2008, Nissan Europe y Sony Computer Entertainment Europe lanzaron un proyecto llamado "GT Academy" utilizando el juego de carreras de PlayStation 3 "Gran Turismo 5 Prologue" con el objetivo de descubrir talentos como verdaderos pilotos de carreras. Tras imponerse la eliminatoria española, se presentaría a la final europea que también ganaría siendo fichado por Nissan, con quien debutaría en enero de 2009 en las 24 Horas de Dubai tras un periodo de entrenamiento de cuatro meses y finalizando como noveno en dicha prueba. Sus siguientes pasos los daría en la Copa Europea de GT4 y ganaría la primera manga de la carrera celebrada en el circuito belga de Zolder y la segunda del trazado portugués de Algarve, terminando la serie como subcampeón junto a su compañero de coche el británico Alex Buncombe. Con el fabricante japonés estaría hasta 2018 compitiendo de manera ininterrumpida y dando muestras de su buen hacer tras un volante de un coche de verdad, tanto en equipos de la propia Nissan como en otros con los que la compañía nipona tenía acuerdos, en competiciones tales como el Campeonato de Japón de Fórmula 3 (cinco podios en 2015), la Intercontinental Le Mans Cup (una victoria en Zhuhai y cuatro podios en 2011 con un ORECA 03 motorizado por Nissan), las Le Mans Series (una segunda plaza en la prueba de Imola de 2011), el WEC, el FIA GT (una tercera plaza en Nogaro en 2013), las Blancpain GT Series (campeonato del que sería campeón en 2013 con una victoria y un podio) e incluso el campeonato japonés de Super GT en el que disputaría catorce pruebas entre 2013 y 2015 de las que ganaría la carrera del circuito tailandés de Buriram con un Nissan GT-R Nismo GT3 con el que terminaría cuarto en el campeonato de la clase GT300. También participaría en cinco ocasiones en la prueba reina de la resistencia mundial, si bien una de ellas sería con el Nissan ZEOD RC, prototipo que participaba en la carrera pero fuera de la clasificación y con el que abandonaría tras la rotura de la caja de cambios. Su primera incursión en el circuito de La Sarthe sería en 2011 con un ORECA 03 del equipo Signatech-Nissan con el que terminaría noveno en la general y subiría al podio como segundo de la clase LMP2. En 2012 y 2013 tomaría la salida con este Zytek Z11SN, también con motor Nissan, con el que terminaría respectivamente 20º y 9º (tercero en LMP2). Su última carrera la disputaría en 2015 con el prototipo Nissan GT-R LM con el que sufriría un nuevo abandono tras la rotura de la suspensión delantera.

Michael Krumm, todo un icono de la competición en Japón, comenzó su carrera automovilística en el karting alemán a mediados de los años 80. Hacia finales de la década pasa a competir de manera regular en las fórmulas de promoción como la Fórmula Ford que gana en 1989. Un año más tarde disputa la Fórmula Opel Lotus y consigue el título de campeón en su primera temporada. Tras pasar por la Fórmula 3 alemana, se traslada a Japón para primero competir en la Fórmula 3, campeonato que gana en 1994, y la Fórmula 3000. En 1995 comienza su aventura con los coches deportivos en el Campeonato de Turismos de Japón (JTTC) y más tarde en el Campeonato de Gran Turismo (JGTC) siendo estos dos campeonatos donde cimenta la excelente reputación que mantiene hoy en día en el país del sol naciente. Entre 1994 y 1997 disputa con Toyota 47 carreras del JTCC logrando tres victorias y cinco podios, sumando puntos en 22 carreras más que le llevan a ser tercero en la temporada de 1996, mientras que en esos años en el JGTC participa en 13 carreras, también con Toyota, logrando tres victorias y dos podios y puntuando en cuatro carreras que le permiten ser el campeón en la temporada de 1997. Tras este éxito sería fichado como piloto oficial de Nissan, marca con la que pasaría el resto de su carrera deportiva, y con ellos compite en el JGTC (posteriormente Super GT) desde 1998 a 2015, cosechando en esos años un campeonato en 2003, curiosamente sin vencer en ninguna carrera, y sumando un total de tres victorias y 22 podios, además de puntuar en 51 carreras sobre un total de 108 disputadas. Con Nissan también competiría en el FIA GT en 2009 y en el sucesor de este, el FIA GT 1 World Championship, en 2010 y 2011 logrando en el último año el título de campeón de la serie con cuatro victorias y cinco podios. La marca japonesa le daría la oportunidad de debutar en las 24 Horas de Le Mans y se estrenaría con un Nissan R390 GT1 con el que terminaría en la quinta posición. Un año más tarde regresaría con la marca nipona y su Nissan R391, pero abandonaría. En 2002 regresaría de la mano de Audi y finalizaría tercero con un Audi R8. De vuelta en 2005 con un Dallara SP1 sufriría un nuevo abandono y ya no regresaría hasta el 2012 en el que competiría fuera de carrera con el DeltaWing DIG-T que habría de abandonar tras un accidente. En 2013 competiría con este Zytek Z11SN con el que fue noveno y en la que es su última participación hasta la fecha también sufriría un abandono, esta vez con el prototipo Nissan GT-R LM Nismo con el que no pudo terminar la carrera de 2015. Tras abandonar la competición de manera oficial, desde 2016 es asesor deportivo de Nissan Motorsports International.

La miniatura
Fundada por Hugo Ripert, ex desarrollador de producto de Vitesse y Quartzo y posteriormente de IXO Models, en los albores del siglo XXI, comenzó la producción de sus modelos fabricados en resina en tiradas limitadas centrándose especialmente aquellos coches que no eran objeto de la atención de los productores masivos de la época. Los modelos fabricados son de una calidad extraordinaria en cuanto a molde, pinturas y detalles convirtiéndose inmediatamente en los favoritos de numerosos coleccionistas.