Panhard et Levassor
Fabricantes de Europa

La historia de la firma Panhard et Levassor se remonta a 1840. En esos días la firma Perin et Pauwels hacía muebles, y disponía de maquinaria para la carpintería. François-René Panhard, británico de nacimiento, se asoció a esta empresa en 1867, renombrando la empresa como Perin et Panhard, al mismo tiempo que ampliaba la gama de actividades de ingeniería. Emile Levassor se incorporó en 1872. Tanto Levassor como Panhard tenían conocimientos técnicos y tras la muerte de Perin en 1886 la firma fue renombrada Panhard et Levassor (P&L). Acumulando experiencia con la fabricación de motores alemanes de gas en los años 70 del siglo XIX, en 1888 la firma fabricó un número limitado de motores de gasolina alemanes para Daimler bajo licencia, para obtener beneficios de la fabricación de estos motores Levassor encontró comprador para los dos primeros en Armand Peugeot, y fueron entregados en marzo de 1890. Hasta esos días P&L no se había planteado la fabricación de automóviles, pero cuando el primer Peugeot llegó a los talleres de P&L en agosto de ese año, empezó a rondar un cambio en la mente de P&L. Además de ser uno de los primeros fabricantes de automóviles del mundo, P&L alcanzó un lugar preferente en la historia del automóvil cuando en 1891 Levassor ideó el "systeme Panhard". Este sistema consistía básicamente en colocar el motor enfrente del chasis y mediante un sistema de cadena transmitir la tracción al árbol de las ruedas posteriores, este sistema resultó tan acertado que otros fabricantes lo copiaron y se convirtió en patrón a seguir por los fabricantes de automóviles durante muchas décadas.

Emile Levassor murió en 1897, a consecuencia de un accidente en la carrera Paris-Marsella-Paris de 1896 en la cual volcó su coche, pero René Panhard y sus dos hijos condujeron con éxito la empresa, ya en los años 20 del siglo XX, los coches Panhard equipaban motores de 6 cilindros de entre 2.6 y 2.9 litros y eran grandes y lujosos, en los años 30 aparecieron nuevos motores y en 1933 apareció el Panoramique al estilo de los coches americanos de la época y finalmente en 1936 apareció el Dynamic al puro estilo Déco con una carrocería aerodinámica diseñada por Louis Bionier y cuya parte mecánica era obra de Louis Delagarde. Pero las consecuencias de la crisis mundial llegaron a Francia en 1932, lo que junto a un incremento de los costes financieros en 1936 supuso una pesada carga para Panhard-Levassor.

Tras una huelga en noviembre de 1936 la firma quedó casi en la ruina y se tuvo que establecer un nuevo plan estratégico de negocio para atender la verdadera demanda de la época (coches para el ejército, camiones militares, autobúses para el transporte en París y provincia, motores para los ferrocarriles nacionales, etc…), esta estrategia aseguró la continuidad de sus actividades, siendo fabricados de forma excepcional solamente 3 coches en esa época. El gobierno francés de la posguerra diseñó un plan para que los fabricantes de automóviles se concentraran en la fabricación de automóviles pequeños, medianos y comerciales, en detrimento de los coches destinados a una burguesía decadente. Esta estrategia fue la cuna de coches como el 2CV de Citroën, el 4CV de Renault, el Peugeot 202, el Simca 8 y el Dyna de Panhard. Este nombre fue elegido para recordar al Dynamic, pero aparte del nombre, el coche no tenía nada que ver con su majestuoso precursor. En 1960 se produjo el lanzamiento de la gama PL 17 que sería vendida por los distribuidores de Citroën, las dos compañías habían estado cooperando desde 1955 hasta que en 1967 la firma fue absorvida por Citroën al necesitar esta más espacio de fabricación para sus propios modelos.


1935
Panhard 6CS Faux Cabriolet
IXO/Altaya
Colección: Los Más Bellos Coches De Época - Nº 40/50


1958
Panhard Dyna Grand Standing
IXO/Altaya
Colección: Voitures Françaises d'Autrefois - Nº 2/90