Intercontinental Rally Challenge

El Intercontinental Rally Challenge (IRC) fue creado en 2006 por Eurosport y su filial organizadora de eventos SRW Events Ltd. Con el fin de dar la oportunidad a fabricantes y pilotos, especialmente jóvenes o aficionados, una serie de rallies más barata y con mejor cobertura en los medios que el Campeonato del Mundo de Rally (WRC). El IRC, aunque sancionado por la FIA en cuanto a su regulación normativa, no sería un campeonato mundial al modo del WRC u otros similares, sino que agruparía una selección de los mejores rallies de nivel nacional e internacional para designar un campeón global.

Debido a que el costo de participar en el WRC estaba aumentando año tras año, en 2006 solamente tres fabricantes competirían de manera oficial, el IRC intentaría atraer a los constructores con una fórmula más barata basada principalmente en los coches de la clase S2000 pero también en los Grupo N y de la Clase A5, A6 y A7, todos ellos también con motores de hasta 2.0 litros de desplazamiento. En su primera edición y con el nombre de International Rally Challenge, el nuevo campeonato estaría limitado a cuatro pruebas extensamente cubiertas en televisión por los canales de Eurosport lo que generaría una mayor atención mediática que atraería a un mayor número de participantes a partir de la campaña de 2007, ya con el nombre oficial, hasta el punto de ser igual de popular que el WRC.

Una de las razones del éxito del IRC, sería la de contar con pruebas que históricamente habían formado parte del calendario del WRC. Así, el Rally de Monte-Carlo, estaría en el calendario del IRC desde 2009 hasta 2011. El Rally Safari, formaría parte de la nueva serie en 2007 y 2009. El Rally de Sanremo, sustituido por el Rally de Cerdeña en el WRC, se disputaría desde 2006 hasta la última temporada del IRC en 2012 antes de su fusión con el Campeonato de Europa de Rally (ERC). También otras pruebas mundialistas estarían en uno o varios años en el programa del campeonato como las citas de Argentina, Cerdeña, Córcega o Chipre. Aunque el calendario a partir de 2007 incluiría pruebas en tres continentes, el grueso de pruebas que formarían parte del IRC serían rallies europeos entre las que destacarían el Rally Ypres belga, el checo Barum Rally, el español Rally Príncipe de Asturias, sustituido por el Rally Islas Canarias - El Corte Inglés a partir de 2010, o el portugués Rali Vinho Madeira entre otros.

A lo largo de sus siete temporadas, el IRC atraería a fabricantes como FIAT, vencedor de la primera edición, Peugeot, ganador de los años 2007, 2008, 2009, Škoda, que se llevaría el título en las tres últimas campañas del campeonato y también a otros como Ford, Honda, Proton, Volkswagen, Mitsubishi o Subaru por citar algunos que pelearían tanto en el campeonato principal con un sistema de puntos similar al del WRC en el que se otorgarían puntos al fabricante con los dos coches mejor calificados hasta la décima posición teniendo en cuenta los siete mejores resultados, incluyendo un máximo de seis pruebas europeas. Además de la clasificación general para todos los conductores participantes, al igual que en la competición de fabricantes sólo se tendrían en cuenta los siete mejores resultados, también habría campeones entre los coches de dos ruedas motrices (2WD Cup) y para los del coches de Producción que serían los coches adquisitivos a los Grupo N, A5, A6 y A7 de la FIA.

Con la mayoría de pilotos provenientes de campeonatos nacionales que a su vez competían en algunas pruebas del ERC, el IRC daría la oportunidad a un buen número de pilotos de destacar en la escena internacional de los rallies gracias al extenso tratamiento informativo que daría Eurosport a las diversas pruebas del campeonato que contaría con programas especiales y retransmisiones en directo de los todos los tramos de los rallies más interesantes.

El italiano Giandomenico Basso sería el primer campeón del IRC con su FIAT-Abarth Grande Punto S2000 y tras él se proclamarían campeones el español Enrique Ojeda con un Peugeot 207 S2000 en 2007 sin ganar en ninguna de las siete pruebas en las que participaría, el francés Nicolas Vouilloz en 2008 y el británico Kris Meeke en 2009 con otros 207 S2000 en el último campeonato ganado por Peugeot como fabricante tomando su lugar Škoda que con su Fabia S2000 haría campeón en 2010 al finlandés Juho Hänninen, en 2011 al noruego Andreas Mikkelsen que ganaría también la edición de 2012.

Desde el punto de vista del coleccionista de miniaturas a escala 1/43, el IRC daría la oportunidad de obtener las reproducciones de los modelos de la clase S2000 de pilotos y rallies que hasta entonces no habían tenido una gran difusión. El grueso de miniaturas disponibles de este campeonato estarían fabricadas por IXO Models y aparecerían en el mercado con su propia marca o como parte de coleccionares de venta en kioscos aparecidos en esas fechas y posteriores, también estando disponibles modelos realizados por Abrex de varias versiones del Škoda Fabia S2000.

2006
2007
2008
2009
2010
2011
2012