Automobili Lamborghini S.p.A.
All-Japan Gran Turismo Championship - Super GT

En 1980, un grupo de japoneses entusiastas del Lamborghini Miura fundaría en Japón un club con el propósito de intercambiar información y amistad entre los propietarios del deportivo italiano. Siete años más tarde, el número de miembros registrados llegaría a cerca de un centenar y no sólo de dueños de un Miura, sino también de otros modelos de Lamborghini y se fundaría entonces el Japan Lamborghini Owner’s Club (Club de Propietarios de Lamborghini en Japón en español) o simplemente JLOC.

Con la creación del campeonato JGTC en 1994, Teruaki Terai, miembro de JLOC y diseñador de coches de carreras con su compañía Terai Engineering pensaría en participar en algunas carreras con un Lamborghini pero no tenía ni coche ni patrocinadores. En 1993, conseguiría un Lamborghini Countach de segunda mano con el que él y su amigo Masahiko Mearashi, exeditor de una revista de automóviles y uno de los fundadores de JLOC, reforzarían el chasis y destriparían todo el interior, montando sobre el coche un carrocería de plástico reforzado.

En la primavera de 1994, el coche aún no estaría terminado y se perderían la carrera inaugural de la primera edición del JGTC, pero la noticia de la participación de un Lamborghini Countach en la carrera atraería la atención de organización, patrocinadores y público que daría el impulso necesario para que el equipo contratase a Satoshi Ikezawa y Takao Wada como pilotos gracias al patrocinio de las compañías japonesas Rain-X y Kenwolf. Desde entonces, los nombres de Lamborghini y JLOC quedarían asociados al JGTC, desde 2005 Super GT, acudiendo cada año a su cita con la serie japonesa con distintos modelos y diversa fortuna.

En su primera campaña, el modelo elegido sería el Lamborghini Countach 25º Anniversario, pero ya en 1995 el JLOC utilizaría el Lamborghini Diablo Jota, desarrollado especialmente para el club por el fabricante italiano. Desde 1996, JLOC utilizaría diversos modelos del Diablo y no sería hasta la edición de 1998 en la que un Lamborghini sumara los primeros puntos en el campeonato siempre en la categoría principal del JGTC, Class 1 en 1994 y 1995 y desde 1996 GT500.

En 2004, al Diablo le sucedería el Lamborghini Murciélago RG-1, un modelo basado en el Lamborghini Murciélago R-GT que sería presentado en la Salón del Automóvil de Fráncfort de 2003 y desarrollado por Reiter Engineering para cumplir con la normativa de GT1 de la FIA, ACO y JAF, y que el JLOC utilizaría en GT500 hasta 2005 y después de ese año y hasta 2009, en la clase GT300 conde el Murciélago RG-1 lograría sus mayores éxitos.

Así, en la temporada de 2005, Marco Apicella e Hisashi Wada sumarían los primeros puntos del modelo en GT300. En 2006, se lograría la primera victoria de JLOC en el campeonato, y la de un Lamborghini Murciélago en actividades de competición en todo el mundo, tras ganar la prueba inaugural del campeonato celebrada en el trazado de Suzuka. En las tres temporadas siguientes, el Lamborghini Murciélago RG-1 sumaría un podio por año, una segunda plaza en 2007 en la carrera de primavera de Fuji, una tercera plaza en 2008 en el circuito de Motegi y otra más en 2009 en la segunda carrera de ese año de Fuji.

A partir de 2007, JLOC inscribiría conjuntamente con el Lamborghini Murciélago RG-1 un Lamborghini Gallardo RG-3, basado en el Lamborghini Gallardo LP520 GT3, que sufriría de innumerables problemas de desarrollo hasta que en 2010, las prestaciones del coche mejorarían y en esa temporada lograría su primer podio al terminar tercero en la prueba de Motegi después de haber puntuado en cuatro de las seis carreras anteriores. En 2011, se ampliaría la cuenta de resultados del con dos nuevas terceras plazas obtenidas respectivamente en Okayama y los 1.000 Kilómetros de Suzuka.

Al Lamborghini Gallardo RG-3 le sucedería desde 2012 el Lamborghini Gallardo LP600+ GT3, también desarrollado por desarrollado por Reiter Engineering, con el que se sumarían tres nuevas terceras plazas en Sugo, Suzuka y Motegi ese mismo año y otras tres en 2013 (Okayama y las dos citas de Fuji). La temporada de 2014 marcaría el año en el que el Gallardo sumaría su primera victoria en la serie japonesa, triunfo que llegaría de en el circuito de Sugo y que estaría acompañada por una nueva tercera posición obtenida en la prueba de agosto de Fuji. Un año más tarde, el modelo competiría por última vez en el Super GT y sería sustituido por el Lamborghini Huracán GT3 a partir de 2016.

Con el Huracán GT3 y hasta 2020, JLOC sumaría su tercera victoria en el campeonato al ganar la segunda cita de Fuji en 2019, triunfo que vendría acompañado por sendos terceros puesto logrados esa misma temporada en la primera carrera de Fuji y Autopolis, podios que se añadirían a los logrados con la tercera plaza en Buriram en 2016, una segunda y tercera posición en los 1.000 Kilómetros de Suzuka de 2017 y las dos segundas plazas cosechadas en Autopolis en 2018 y Motegi en 2020.

Más miniaturas e información de Lamborghini en las siguientes secciones


Lamborghini Countach 25º Anniversario

El vehículo
En 1984 presentaría el Ferrari Testarossa que un año después recibiría su réplica por parte de Lamborghini con el Countach LP5000 Quattrovalvole, la última gran actualización del automóvil, aunque para celebrar el 25º aniversario de Lamborghini, en 1988 se desarrollaría una versión final del Countach basada en el Quattrovalvole, conocida como 25º Anniversario, que contaría con numerosas mejoras e innovaciones estéticas realizadas por Horacio Pagani, fundador más tarde de Pagani Automobili, siendo este el modelo más vendido de entre todos los Lamborghini Countach con 657 unidades.

Mecánicamente similar al Lamborghini Countach LP5000 Quattrovalvole, el Lamborghini Countach 25º Anniversario tendría una forma más redondeada para permitir una integración más natural de los salientes, como los guardabarros y la placa debajo de la puerta, mejorando el flujo de aire del radiador y mejorando la refrigeración del motor. Además, se rediseñaría la tapa del compartimento del motor, que ya se cambiaría en el LP50000, y se incorporaría un conducto doble, así como un nuevo parachoques trasero y se eliminaría el alerón trasero opcional del LP400 S. Estos resultados producirían excelentes resultados para la carga aerodinámica y la resistencia, siendo esta variante la más rápida del Countach con una aceleración de 0 a 100 km/h en 4,7 segundos y alcanzando una velocidad máxima de 295 km/h.

En 1994, Teruaki Terai, miembro de JLOC (Japan Lamborghini Owner's Club o Club de Propietarios de Lamborghini de Japón en español) y diseñador de coches de carreras con su compañía Terai Engineering pensaría en participar en algunas carreras con un Lamborghini pero no tenía ni coche ni patrocinadores. En 1993, conseguiría un Lamborghini Countach de segunda mano con el que él y su amigo Masahiko Mearashi, exeditor de una revista de automóviles y uno de los fundadores de JLOC, reforzarían el chasis y destriparían todo el interior, montando sobre el coche un carrocería de plástico reforzado.

En la primavera de 1994, el coche aún no estaría terminado y se perderían la carrera inaugural de la primera edición del Campeonato Japonés de GT (JGTC por sus siglas en inglés), pero la noticia de la participación de un Lamborghini Countach en la carrera atraería la atención de organización, patrocinadores y público que daría el impulso necesario para que el equipo contratase a Satoshi Ikezawa y Takao Wada como pilotos gracias al patrocinio de las compañías japonesas Rain-X y Kenwolf. El coche terminado resultaría muy pesado para las carreras ya que el motor, embrague, transmisión, el diferencial y otras partes mecánicas eran especificaciones del coche de producción, solamente los frenos y los neumáticos serían modificados según especificaciones de carrera, pero aún así, el Rain-X Art JLOC Countach aparecería en tres de las cuatro carreras restantes de las cuales terminaría dos, siendo su mejor resultado un octavo puesto en la prueba celebrada en el trazado de Sendai.

1994
Rain-X Art JLOC Countach #88
Kenwolf with Terai Engineering
Satoshi Ikezawa
Takao Wada
All-Japan Gran Turismo Championship
Class 1
18º/3 Puntos
WhiteBox
Referencia: WB515

La miniatura
WhiteBox es una marca comercial de la tienda online alemana Modelcarworld, que también es propietaria de BoS (Best of Show) y Neo, esta última adquirida en 2012. Las miniaturas a escala 1/43 vendidas con la denominación WhiteBox son en su mayor parte productos ya vendidos anteriormente en coleccionables de todo el mundo con modelos fabricados por PCT Collectibles, la casa matriz de IXO Models, J-Collection o IST Moldes entre otras marcas. Al basarse en moldes ya existentes, los modelos de WhiteBox se encuentran en la gama de precio medio-baja entre los fabricantes de miniaturas y ofrecen pequeñas mejoras en los acabados en relación a las mismas unidades vendidas como parte de una colección de fascículos, con el añadido de ser series limitadas generalmente a 1.000 ó 2.000 unidades. Con un origen tan diverso, en su gama se pueden encontrar desde coches clásicos a otros más modernos, incluyendo también versiones de competición, camiones y furgonetas de múltiples constructores de automóviles de los cinco continentes.


Lamborghini Murciélago R-GT

El vehículo
En 1998, Audi se convertiría en propietaria de Lamborghini que en ese momento estaba desarrollando un sucesor para el Lamborghini Diablo, trabajo que encargaría a Zagato. Ferdinand Piëch, jefe del Grupo Volkswagen (VAG) dueño a su vez de Audi, no aprobaría el proyecto y pediría que este fuera rediseñado e invitaría a Zagato, el departamento de diseño de Audi y a la empresa italiana Bertone a participar en el proyecto. El diseño de Zagato sería rechazado nuevamente y el proyecto de Bertone sufriría un destino similar. Finalmente, Luc Donckerwolcke, que entonces trabajaba para Audi y que se encargaría de rediseñar el viejo Diablo dando como resultado el Diablo 6.0 VT, se encargaría del diseño completo del nuevo coche que recibiría el nombre de, siguiendo la tradición del fabricante italiano y la tauromaquia, Murciélago, el nombre de un toro que en el Siglo XIX permanecería en pie después de 24 golpes de espada del matador y sería indultado.

Desde su puesta a la venta y hasta 2006, el Lamborghini Murciélago equiparía un motor V12 de 6.2 litros alojado en la parte central trasera con un nuevo sistema de control electrónico de inyección y sincronización variable de válvulas que ofrecería una potencia de 580 caballos, transmitidos a los dos ejes por una caja de cambios manual o semiautomática de seis velocidades, por primera vez ofrecida por la compañía en un modelo base, que empujarían al coche hasta una velocidad máxima de 330 km/h y lo llevarían desde parado hasta los 100 km/h en apenas 3,7 segundos. En el modelo de 2006, el motor V12 sería reemplazado por una unidad de 6.5 litros y 640CV de potencia, de ahí su nueva denominación LP640-4 donde LP significa Longitudinale Posteriore en relación a la posición del motor y el 4 indica la tracción integral, y esta misma unidad sería utilizada en el LP 670–4 SV que llegaría en 2010 y sería la última versión del modelo.

Apenas dos años más tarde de estar el Lamborghini Murciélago en producción, Audi contrataría a la empresa alemana Reiter Engineering para la construcción de una versión de carreras del coche, el Lamborghini Murciélago R-GT que sería presentado en la Salón del Automóvil de Fráncfort de 2003. Para adaptarlo a la reglamentación de la FIA, el ACO y la JAF (Federación Japonesa de Automovilismo) el R-GT perdería la tracción integral siendo esta sustituida por una trasera. No serían estos los únicos elementos diferenciadores entre la versión de calle y la de competición, pues numerosos elementos la carrocería serían sustituidos por paneles de fibra de carbono y plástico de alta resistencia. Aunque el modelo se construiría para la competición, se venderían varias unidades con los ajustes necesarios para hacerlos legales en el tráfico urbano cada uno con un precio de 500.000€ frente a los 205.000 del modelo de producción.

El automóvil se aligeraría hasta los 1.100 kilos recibiendo un nuevo alerón trasero grande y reemplazando la tracción integral por tracción trasera, así como una carrocería completamente de carbono, faldones delanteros y traseros más largos para una mayor carga aerodinámica, salidas de aire en la parte delantera de los faldones laterales, una entrada de aire trasera fija y una central. Debido a las restricciones de carrera, el motor difería significativamente de los modelos originales y así, la versión R-GT entregaría alrededor de 600CV con un volumen de 6.0 litros que dependiendo de los ajustes de carrera podría desarrollar una velocidad máxima de 350 km/h.

Utilizando el Lamborghini Murciélago R-GT, el Club de Propietarios de Lamborghini en Japón (JLOC por sus siglas en inglés) fabricaría una versión especialmente diseñada para el Campeonato Japonés de GT (JGTC hasta 2004 y desde 2005 Super GT), Lamborghini Murciélago RG-1, construido con piezas hechas a medida y formas del alerón delantero, faldón lateral o difusor diferentes, que debutaría en la temporada de 2004 de la mano del equipo Amprex Motorsports y JLOC, ambos en la categoría GT500, donde el primero acabaría como 12º en el trazado malayo de Sepang como mejor resultado del año.

En la temporada de 2005, JLOC emplearía dos unidades del Lamborghini Murciélago RG-1, una en GT500 y otra en GT300, siendo esta última la más notable en cuanto a resultados pues Marco Apicella e Hisashi Wada sumarían los primeros puntos del modelo al terminar en la octava posición de la prueba de otoño del circuito de Fuji. El mejor desempeño del deportivo en GT300 convencería a JLOC para centrarse en esta categoría para dedicarse en 2006 a esta clase, obteniendo la primera victoria del año, con Apicella y Yasutaka Hinoi al volante, que también sería la primera victoria de JLOC en el campeonato y la de un Lamborghini Murciélago en actividades de competición en todo el mundo.

En 2007, el equipo continuaría en GT300 y lograrían sumar una segunda plaza como mejor resultado del año gracias a Marco Apicella y Kōji Yamanishi en la carrera de primavera de Fuji, podio al que JLOC sumaría una tercera plaza en 2008 en el circuito de Motegi con Yamanishi y Atsushi Yogō al volante y otra más en 2009 con los mismos pilotos pero en la segunda carrera del año de Fuji.

2005
JLOC Murcie RG-1 #87
JLOC
Marco Apicella
Hisashi Wada
Autobacs Super GT Series
GT300
18º/3 Puntos
Ebbro
Referencia: 43773

La miniatura
Ebbro es la marca con la que el grupo juguetero japonés Miniature Model Planning vende sus reproducciones de miniaturas a escala desde 1990. Los modelos fabricados en Ebbro son de una extraordinaria calidad y la inmensa mayoría de su catálogo se centra en reproducciones de los fabricantes japoneses que participan o han participado en el Campeonato de Turismos Japonés (JGTC o Super GT desde 2005). La mayoría de las miniaturas son fabricadas en diecast, pero desde 2010 también utiliza resina para sus reproducciones, estos moldes sin embargo suelen ser encomendados a otras compañías más especializadas, como Red Line, aunque no presentan el mismo nivel de detalle que los originales. La finura de sus moldes y sus perfectos detalles, así como el hecho de que sus miniaturas suelen venderse en series muy limitadas, hacen que sean productos muy deseados y apreciados por los coleccionistas del todo el mundo.

2005
JLOC Murcie RG-1 #88
JLOC
Kōji Yamanishi
Hisashi Wada
Autobacs Super GT Series
GT500
-/0 Puntos
Ebbro
Referencia: 43772

La miniatura
Ebbro es la marca con la que el grupo juguetero japonés Miniature Model Planning vende sus reproducciones de miniaturas a escala desde 1990. Los modelos fabricados en Ebbro son de una extraordinaria calidad y la inmensa mayoría de su catálogo se centra en reproducciones de los fabricantes japoneses que participan o han participado en el Campeonato de Turismos Japonés (JGTC o Super GT desde 2005). La mayoría de las miniaturas son fabricadas en diecast, pero desde 2010 también utiliza resina para sus reproducciones, estos moldes sin embargo suelen ser encomendados a otras compañías más especializadas, como Red Line, aunque no presentan el mismo nivel de detalle que los originales. La finura de sus moldes y sus perfectos detalles, así como el hecho de que sus miniaturas suelen venderse en series muy limitadas, hacen que sean productos muy deseados y apreciados por los coleccionistas del todo el mundo.


Lamborghini Gallardo RG-3

El vehículo
En 2006, Reiter Engineering comenzaría el desarrollo de una versión de competición basado en el Lamborghini Gallardo, el Super Trofeo, con una potencia del motor aumentada a 570 caballos de fuerza, tracción a las cuatro ruedas y que equiparía un kit de carrocería aerodinámico y un alerón de fibra de carbono ajustable. Este modelo sería la base para el campeonato monomarca Lamborghini Blancpain Super Trofeo y también para que la firma alemana desarrollase el Lamborghini Gallardo LP520 GT3 de tracción trasera con especificaciones para el campeonato FIA GT3.

El modelo estaría fabricado sobre un marco espacial de aluminio extruido sobre el que se colocaría una carrocería CFRP y una suspensión delantera y trasera de doble horquilla con barra estabilizadora, sistemas antibalanceo con amortiguadores y muelles de competición amortiguadores, así como discos de frenos ventilados en todas las ruedas con pinzas de carreras Brembo de vacío de potencia. El motor sería la misma unidad V10 del modelo Super Trofeo con sus 5.0 litros de volumen, doble árbol de levas en cabeza accionado por cadena con un sistema de admisión de geometría variable controlada electrónicamente para entregar una potencia de 520CV al tren trasero mediante un embrague de doble disco, una transmisión secuencial de seis velocidades y un diferencial trasero limitado.

En 2007, el Lamborghini Gallardo sería inscrito por el Japan Lamborghini Owner's Club (JLOC) en la clase GT300 del campeonato japonés Super GT, donde el automóvil tendía que cumplir con regulaciones bastante diferentes. Por ejemplo, el motor solamente podía ofrecer 300CV para lo que se montarían restricciones en el sistema de admisión. Asimismo, las reglamentación con respecto a la aerodinámica serían diferentes para el campeonato japonés por lo que el modelo de JLOC tendrían una aerodinámica más avanzada, incluyendo un alerón trasero mucho más grande que la versión ajustada a la normativa FIA.

En su primer año, el Lamborghini Gallardo RG-3 obtendría como mejor resultado una 17ª plaza en los 1.000 Kilómetros de Suzuka, seguida un año más tarde por un 12º en la misma prueba y sendos 11º puestos en 2009 en las carreras de Okayama y la segunda cita del año en Fuji. A partir de 2010, las prestaciones del coche mejorarían y en esa temporada lograría su primer podio al terminar tercero en la prueba de Motegi después de haber puntuado en cuatro de las seis carreras anteriores, finalizando el año como noveno mejor coche de la parrilla con Kōji Yamanishi y Yūhi Sekiguchi a los mandos. En 2011, Atsushi Yogō y Manabu Orido ampliarían la cuenta de resultados del Lamborghini Gallardo RG-3 con dos nuevas terceras plazas obtenidas respectivamente en Okayama y los 1.000 Kilómetros de Suzuka.

A partir de 2012, JLOC emplearía el Lamborghini Gallardo LP600+ GT3 desarrollado por Reiter Engineering con el que Manabu Orido y Takayuki Aoki llegarían a la séptima posición del campeonato tras quedar terceros en Sugo, Suzuka y Motegi. Estos buenos resultados, llevarían al equipo japonés a inscribir tres coches para la clase GT300 en la campaña de 2013, finalizando el pilotado por Hideki Yamauchi e Hiroki Yoshimoto tercero en Okayama y el de Shinya Hosokawa y Kōji Yamanishi también tercero en las dos citas de Fuji.

La temporada de 2014 marcaría el año en el que el Gallardo sumaría su primera victoria en la serie japonesa, triunfo que llegaría de la mano de Takayuki Aoki y Manabu Orido en el circuito de Sugo y que estaría acompañada por una nueva tercera posición obtenida por Hosokawa y Yamanishi en la prueba de agosto de Fuji. Un año más tarde, el modelo competiría por última vez en el Super GT, sería sustituido por el Lamborghini Huracán GT3 a partir de 2016, y Manabu Orido y Kazuki Hiramine cerrarían la cuenta de resultados del Gallardo obteniendo como mejores resultados del año sendas cuartas plazas en Suzuka y Sugo.

2007
triple a Gallardo RG-3 #66
JLOC
Naohiro Furuya
Muneyuki Kurihara
Autobacs Super GT Series
GT300
-/0 Puntos
Ebbro
Referencia: 43963

La miniatura
Ebbro es la marca con la que el grupo juguetero japonés Miniature Model Planning vende sus reproducciones de miniaturas a escala desde 1990. Los modelos fabricados en Ebbro son de una extraordinaria calidad y la inmensa mayoría de su catálogo se centra en reproducciones de los fabricantes japoneses que participan o han participado en el Campeonato de Turismos Japonés (JGTC o Super GT desde 2005). La mayoría de las miniaturas son fabricadas en diecast, pero desde 2010 también utiliza resina para sus reproducciones, estos moldes sin embargo suelen ser encomendados a otras compañías más especializadas, como Red Line, aunque no presentan el mismo nivel de detalle que los originales. La finura de sus moldes y sus perfectos detalles, así como el hecho de que sus miniaturas suelen venderse en series muy limitadas, hacen que sean productos muy deseados y apreciados por los coleccionistas del todo el mundo.

2007
triple a Gallardo RG-3 #67
JLOC
Tsubasa Kurosawa
Hisashi Wada
Autobacs Super GT Series
GT300
-/0 Puntos
Ebbro
Referencia: 43964

La miniatura
Ebbro es la marca con la que el grupo juguetero japonés Miniature Model Planning vende sus reproducciones de miniaturas a escala desde 1990. Los modelos fabricados en Ebbro son de una extraordinaria calidad y la inmensa mayoría de su catálogo se centra en reproducciones de los fabricantes japoneses que participan o han participado en el Campeonato de Turismos Japonés (JGTC o Super GT desde 2005). La mayoría de las miniaturas son fabricadas en diecast, pero desde 2010 también utiliza resina para sus reproducciones, estos moldes sin embargo suelen ser encomendados a otras compañías más especializadas, como Red Line, aunque no presentan el mismo nivel de detalle que los originales. La finura de sus moldes y sus perfectos detalles, así como el hecho de que sus miniaturas suelen venderse en series muy limitadas, hacen que sean productos muy deseados y apreciados por los coleccionistas del todo el mundo.